Stories

51 Años Sin Resolver Homicidio en San Diego

May 10, 2018

Hermana de Nikki Benedict, Marianna Bacilla, busca que el legado de su hermana tenga una influencia positiva y lleve a la solución del crimen.

Por Marinee Zavala

Más de medio siglo ha pasado en el Condado de San Diego y las autoridades no han logrado descifrar los motivos de la muerte de una pequeña de solo 14 años en la zona de Poway.

Del incidente sólo quedó el cuerpo sin vida de Nikki Benedict y al momento las autoridades aseguran no existe evidencia concluyente que de pista del autor intelectual del homicidio.

La historia de Benedict era como la de cualquier pequeña de un pueblo del sur de California, rodeada de hermanos y hermanas, los agentes del departamento del alguacil en San Diego, describieron el que fue su último día de vida.

De acuerdo con los investigadores y las declaraciones de los testigos durante el año del incidente, Benedict caminaba de casa de un amigo a su vivienda localizada a poco más de un kilómetro y medio, esto cerca de las 6:15 p.m. En un periodo de tiempo entre esa hora y las 6:30 p.m., Benedict fue apuñalada hasta la muerte.

En el número 12784 de Poway Road un menor de 11 años localizó el cuerpo sin vida de Benedict.

La investigación arrojó que Benedict trató de contenerse, pero el agresor fue más fuerte que la joven.

Durante las investigaciones uno de los testigos pudo relatar ver a un hombre de origen anglosajón huir de la escena, pero ninguna de las entrevistas y operativos en el sitio, pudieron identificar a un posible responsable.

Hoy, 51 años después, los familiares de Benedict continúan en la lucha por justicia y respuestas, aseguran vivir diariamente con la incertidumbre de porqué se cometió el crimen y el hermoso futuro que su hermana pudo tener, hacen sus días más difíciles.

“Imaginen vivir el resto de su vida lidiando con este tipo de homicidio violento, que no tiene sentido, no hay motivos, imaginen vivir su vida así, ustedes querrían saber”, dijo Marianna Bacilla, hermana de Benedict.

La hermana de Benedict quien ha promovido por años el seguimiento del caso de su hermana mayor y cuenta con una página en la red social de Facebook desde el año 2012, denominada “Nikki Benedict Memorial Page” buscan su legado tenga una influencia positiva y lleve a la solución del crimen.

Después de 51 años, la muerte de la pequeña de 14 años, Nikki Benedict, no ha sido resuelta.

Bacilla asegura, a pesar de ser muy pequeña en ese entonces, recordar correr por la casa junto a su hermana, verle dibujar cerca de un pequeño escritorio o soñar con ser ingeniero mecánico, sueños que nunca se llegaron a cumplir.

Las autoridades dijeron que aunque realizaron investigaciones por años en la zona, más de 50 años después, necesitan más que nunca del apoyo de la comunidad de San Diego y conservar cada pieza de evidencia, en caso de que un detalle pueda resolver el crimen.

“Nosotros nunca nos deshacemos de la evidencia, cuando se trata de homicidios, nosotros siempre la mantenemos y con la esperanza de que algo se pueda resolver”, informó el Sargento del Departamento del Alguacil en San Diego Alejandro Navarro.

El Departamento el Alguacil el día exacto del aniversario de la muerte de la joven, el primero de mayo, recordó a la comunidad la importancia de participar en la investigación y ofrecieron una recompensa de mil dólares a quien proporcione algún dato que pudiera concluir con la investigación.

“La gente si ha visto algo, que aún se acuerde, sé que ya pasaron 51 años, pero si hay una pista, que nos pueda decir, la familia aún esta muy interesada en saber que paso con su ser querido”, dijeron los agentes.

Pidieron a las personas de recordar cualquier detalle, llamar a la unidad de homicidios del Sheriff al (858) 974-2321 o a la línea anónima de prevención del delito en San Diego, al (888) 580-8477.

Be Sociable, Share!

Comments

No comments yet.

Leave a Reply