SPORTS

Un Grito Desesperado

May 10, 2018

Por León Bravo

Sí es cuestión de raza.

Sí es cuestión de educación.

Sí es cuestión de cultura.

Muy lejos de la realidad estará aquel lector que piense que esta columna raya en la frontera de la discriminación y el racismo.

Las aseveraciones de este texto están basadas en observación directa y un análisis profundo de los hechos y de sus protagonistas.

El grito que los aficionados mexicanos al futbol se han empeñado en propagar por todo el mundo ya apareció en un estadio de la MLS.

El clamor de “Ehh pu..” hizo cimbrar la estructura del bello, nuevo y moderno inmueble del Los Angeles Football Club.

Durante el partido inaugural del estadio, ante el Seattle Sounders, los cánticos de apoyo al LAFC se transformaron rápidamente en insultos.

Cada vez que el portero de Seattle se aprestaba a realizar un despeje de meta, un nutrido grupo de fanáticos aprovechaban el momento para gritarle “Ehh pu..” al arquero visitante.

Esta es la primera vez que me toca escuchar esta expresión en un partido diputado entre dos equipos de la MLS.

Decenas de ocasiones he tenido la oportunidad de asistir al estadio del Galaxy de Los Ángeles, y nunca he escuchado el insulto que sí escuché en mi primera visita al inmueble del LAFC.

Ciertamente, la clientela del Galaxy es muy diferente a la del LAFC.

A las gradas del conjunto galáctico llega una buena mezcla étnica de aficionados, pero la mayoría de ellos son de origen anglosajón.

Hombres, mujeres y niños de piel blanca, pelo rubio y ojos claros, sobresalen entre los aficionados de tez morena, cabello negro oscuro y retinas oscuras.

En las gradas del StubHub Center no se escuchan insultos al rival y mucho menos se hace detonar el mexicanismo grito confeccionado para herir la susceptibilidad de los porteros visitantes.

En el estadio del LAFC, la configuración de la masa de aficionados es muy diferente.

Desde su inicios, las barras de apoyo al nuevo equipo de Los Ángeles fueron conformados con la salida presencia de fanáticos méxicoamericanos, individuos con evidentes rasgos del viejo Aztlán que nacieron en este país de inmigrantes.

Si bien es cierto que los grupos oficiales de animación del LAFC no fueron los que lanzaron el grito de “Ehh pu..” a los cuatro vientos, sí es totalmente cierto que fueron aficionados mexicanos quienes lo hicieron.

Fue penoso ver como estos fanáticos profanaban el insulto a todo pulmón para luego reír a carcajadas.

La directiva del LAFC reaccionó inmediatamente a las circunstancias al lanzar una advertencia pública: Las personas que sean sorprendidas gritando “Ehh pu..” serán expulsadas del estadio y se hará todo lo posible para que nunca puedan volver.

Hay que ser honestos, hay que ser objetivos, hay que ser críticos de nosotros mismos.

Lamentablemente, el comportamiento de la gente en los estadios sí tiene que ver con la raza, sí tiene que ver con la educación y sí tienen que ver con la cultura.

Triste, pero esa es la realidad.

Be Sociable, Share!
  • www.telemundo20.com

Comments

No comments yet.

Leave a Reply

  • www.telemundo20.com