Featured

Roxana Rodriguez: Luchando Como Diabla

August 24, 2017

Por Mario A. CortezLa Diabla Michelada creator Roxana Rodriguez

Como residente de San Diego, Roxana “Roxy” Rodríguez sabe lo que es una buena cerveza y, por supuesto, lo que es una buena michelada.

Rodríguez es la creadora, dueña, y distribuidora de La Diabla Michelada Mix, un producto con el que se pueden hacer micheladas, o cócteles de cerveza.

Nacida en Los Ángeles, Rodríguez contó a La Prensa San Diego que ella y su familia llegaron en 1992 a Chula Vista en busca de un futuro mejor, ya que vivir en el área de Venice Beach era muy difícil en ese entonces.

Rodríguez siempre ha tenido la meta de ser dueña de su propia empresa, pero dudaba de sí misma al tener una discapacidad de aprendizaje que limita sus habilidades de escritura.

“Siempre quise ser dueña de un negocio, pero nunca pensé que era lo suficientemente inteligente como para entender los procesos empresariales”, comentó.

Las micheladas de Rodríguez siempre fueron el alma de la fiesta, y algo que siempre gustaba de preparar para todos.

“Me encantan las micheladas y empecé a hacer mi propia receta y estaba preparando micheladas donde quiera que fuera, en reuniones o en fiestas,” Rodríguez compartió.

Finalmente, en 2014, Rodríguez entró en el mercado las bebidas cuando un familiar lejano la invitó a trabajar en ventas con la empresa de micheladas que él tenía.

“Él tenía su propia (empresa) y me contrató para vender su producto y pensé que yo podría vender su mezcla ya que yo no sabía ni por dónde empezar con la mía”, dijo Rodríguez.

Rodríguez realizó ventas para tal empresa y luego invirtió en el producto. Tras un pequeño éxito, el familiar de Rodríguez la despidió y cortó todo contacto con ella.

“Él no me contestaba o me respondía después de invertir en su producto”, confesó.

Rodríguez entró en un episodio depresivo, durante cual que tuvo una revelación justo cuando las cosas se veían más y más oscuras.

“Me pregunté, ‘¿qué estoy haciendo?’ Tengo un producto increíble. ¿Por qué no (creo mi propia empresa) yo mismo?” compartió. “En ese mismo momento dije que voy a hacerlo y busqué en Google dónde conseguir los ingredientes y empecé a jugar con mi receta”.

Con la ayuda de su sobrina, Rodríguez registró las medidas finales y multiplicó sus fórmulas personales para hacer lotes más grandes de su mezcla para micheladas, pasando de hacer un vaso a la vez a hacer varias botellas.

La gente pronto comenzó a hablar de las micheladas de Rodriguez. Ella dijo que todo quien probaba su mezcla dijo que necesitaba vender en tiendas.

“La gente me preguntaba dónde comprarlo y que necesitaba estar en las tiendas y diría, pero yo no sabía cómo hacer esas cosas en esos días”, explicó Rodríguez.

“Un día llamé a un par de amigos y les vendí a ellos. No sabía cómo llegar a las tiendas, por lo tanto, vendí de mi carro”, agregó.

Mientras que el de Rodriguez negocio crecía lentamente, el hermano de una amiga cercano se interesó en hacer ventas con La Diabla.

“El ve que estoy empezando un negocio y me pidió que ser un socio. El sabia de negocios que y yo no en ese entonces”, dijo. “Soy una luchadora y daré todo de mí, pero en esos días pensé que no podía con el aspecto empresarial”.

Rodríguez creyó que los lazos familiares de su socio y la cercanía a Rodríguez harían que esta persona fuera de confianza. Sin embargo, ella no tardaría en enterarse de que había cometido un error.

A medida que se comenzaron a remitir formas legales, este nuevo socio se denominó como propietario en los formularios de un número de identificación fiscal, y otros documentos vitales.

“El aparecía como propietario y yo como co-propietario. Él hacía copias y me daba las que tienen mi nombre como dueña, pero en los formularios presentados él aparecía como el dueño”, explicó Rodríguez.

Sin embargo, este socio llego a platicarle a alguien de lo que estaba haciendo, cual llevó a que Rodríguez se entere.

“Alguien de su círculo me llamó y me dijo lo que estaba pasando y me dijo que preste atención a los trámites y de no firmar más papeles”, recordó. “Así que llamé a mi cuñado para revisar los papeles y luego llamé a esta persona y le pregunté por qué apareció como el propietario.”

Con esta traición detectada justo a tiempo, Rodríguez y su cuñado fueron capaces de volver a enviar todo y corregir los trámites. La compañía consiguió su número de identificación fiscal, marcas comerciales, una cocina comercial para la fabricación del producto y todas las cosas necesarias para operar.

Desde entonces, las cosas han ido en ascenso para Rodríguez. A pesar de los reveses ocasionales como bajas en las ventas u otras cuestiones, ella y su negocio siempre han encontrado una manera de salir adelante, ahora con Rodríguez como la única persona en control de todo.

“La mezcla está en todas partes y hago casi todo relacionado con el producto: yo lo mezclo, consigo las cuentas y lo distribuirlo. Mi familia me ayuda aquí y allá, pero son mi corazón y mi mente lo que pongo en todo”, declaró Rodríguez.

La Diabla actualmente se distribuye por todo el sur de California. Rodríguez dice que ella hace ventas regulares a tiendas desde San Ysidro y Chula Vista hasta Inglewood y Riverside.

Línea de productos de La Diabla también ha crecido, incorporando una receta de chelada sin una base de tomate, un escarchado para vasos, y otros condimentos para bebidas.

A pesar de la expansión de las ventas, presencia y productos, Rodríguez está cerca de cumplir otro de sus sueños.

“Tengo otro sueño de ser dueña de un bar, pero yo solía creer que nunca podría tener el capital para hacerlo,” ella compartió.

La Diabla Michelada Bar está espera abrir en noviembre. Hasta el momento, a Rodríguez ya se le han ha ofrecido varias cervezas artesanales a su bar y para ser mezcladas con su receta secreta.

Rodríguez también está cerca de finalizar el menú del bar, que contará con ceviche fresco y algunos de los platos favoritos de su madre.

A través del trabajo duro y mucha determinación, Rodríguez ha sido capaz de tener éxito y lograr dos de sus sueños a pesar de todas las dudas que tenía sobre ella misma y los obstáculos que se han lanzado a su manera.

“Si tienes un sueño no dejes que nadie te diga que no puedes lograrlo,”Rodríguez concluyó. “Hubo momentos duros, hubo momentos en que lloré y momentos en los que quería renunciar, pero seguí adelante. Continué adelante porque este es mi sueño y yo no iba a fallar”.

Be Sociable, Share!
, , ,
  • www.telemundo20.com

Comments

One Response to “Roxana Rodriguez: Luchando Como Diabla”

  1. Lonnie barber Says:

    How do I get a copy in English article of Roxanna Rodriguez.

Leave a Reply

  • www.telemundo20.com