Featured

Pasó la Semana sin las Grandes Redadas Migratorias que se Anunciaron

July 22, 2019

Por Manuel Ocaño

Culminó la semana en que, según declaró el presidente Donald Trump, debieron registrarse grandes redadas y masivas deportaciones de migrantes, sin que en realidad ocurriera nada de eso.

Quien fuera el director interino de la oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) durante el gobierno del ex presidente Barack Obama, John Sandweg, opinó que el plan pudo haber fallado “porque el propio presidente avisó reiteradamente” dónde y cuándo iban a haber redadas.

En mensajes de Twitter y en respuestas a reporteros, el presidente se encargó de avisar cuándo y dónde se llevarían a cabo las redadas.

El presidente primero avisó que “más de un millón” de migrantes iban a ser deportados mediante redadas masivas que ya había preparado la para 10 ciudades del país a mediados de junio.

Luego anunció que el plan se posponía dos semanas a petición de legisladores demócratas, pero sin evidencia de que los demócratas se lo hubieran pedido.

Para el final de la primera semana de julio, el mandatario mencionó reiteradamente que esta semana que acaba de pasar se iban a registrar las grandes redadas y las deportaciones masivas.

Pero cuando nadie deportaba la movilización de agentes de migración que se esperaba, el presidente insistió, al ser preguntado por reporteros, que las detenciones sí se llevaban a cabo pero “fuera de la vista del público”.

Sin embargo, no hubo una sola organización en todo el país que confirmara que el operativo se llevó a arrestos.

El ICE tampoco confirmó arrestos en ese operativo o si acaso tuvo lugar el despliegue. Una semana antes el ICE informó que buscaría en diez ciudades “a dos mil familias de reciente ingreso al país que no se presentaron a audiencias ante cortes de migración”.

Sandweg, el exfuncionario de la administración Obama, comentó que los anuncios, además de que pusieron sobre aviso a los migrantes y a las organizaciones que los defienden, también habrían puesto en riesgo a los agentes del ICE, porque ya eran esperados, lo que es suficiente para que esa agencia cancele el operativo.

A lo largo de semana previa al operativo, el ICE informó que arrestó a 20 personas, entre ellos a dos migrantes reincidentes que ya habían sido deportados.

De los 18 restantes, algunos fueron el blanco de esa redada porque el ICE tenía información de que en alguna ocasión en su vida en Estados Unidos fueron detenidos en retenes contra conductores alcoholizados, los demás fueron migrantes encontrados fortuitamente al buscar a los primeros.

Sin tratarse realmente de redadas, el ICE acudió en la semana a varias casas en Nueva York y a un asentamiento campesino en Florida pero las organizaciones reportaron que nadie les abrió la puerta porque carecían de órdenes judiciales firmadas por magistrados.

Posteriormente se informó sobre dos casas en el estado de Colorado donde tampoco hubo arrestos.

Jorge Mario Cabrera, portavoz de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes de Los Ángeles (Chirla, por sus siglas en inglés), dijo que la manera en que los migrantes y grupos se coordinaron esta semana debe continuar.

Aunque en la semana no hubo las redadas y deportaciones que se anticipaban, “no quiere decir que van a terminar, ni en las próximas semanas o meses, mientras dure esta administración federal”.

ICE informó oficialmente que cuenta con 20,000 empleados, entre agentes y personal de apoyo.

Be Sociable, Share!
Be Sociable, Share!
  • cirquedusoleil.com

Comments

No comments yet.

Leave a Reply

  • cirquedusoleil.com