Featured, Profiles

Elizabeth López: Abogando por los que Buscan Asilo

June 15, 2018

Elizabeth López

Por Andrea López-Villafaña

La abogada de inmigración quien se especializa en representar inmigrantes de África quienes buscan asilo Elizabeth López está destacando un nuevo proyecto que se enfocará en ayudar a un grupo aislado de aplicantes de asilo – las sobrevivientes de la mutilación genital femenina (FGM, por sus siglas en inglés).

Como la fundadora de la organización sin fines de lucro Proyecto de Inmigración del Sur de California (SCIP, por sus siglas en inglés), López buscaba abordar las necesidades de inmigrantes que buscan asilo en los Estados Unidos y crear conciencia por los efectos de la FGM.

Ahora, ella está dedicada a encontrar los fondos para su nuevo proyecto, Flourish – un programa de el corte o mutilación genital femenina – que tendrá como enfoque crear conciencia de FGM, entrenar a médicos para trabajar con sobrevivientes, y proveer servicios de terapia para sobrevivientes.

“No tienen ningún lugar para hablar abiertamente de los problemas que tiene y hay problemas físicos y psicológicos como resultado del FGC (corte de genital femenino) para las sobrevivientes”, dijo López.

De acuerdo con la World Health Organization, FGM en una práctica concentrada en países como África, el Medio Oriente, y Asia donde más de 200 millones de mujeres que están vivas hoy han sido víctimas de corte.

La práctica de mutilación incluye el corte u otros procedimientos que dañan los órganos genitales femeninos por razones no médicas, según el Servicio de Aduanas e Inmigración de los Estados Unidos.

López, quien trabaja con cientos de inmigrantes que buscan asilo, descubrió que varias de sus clientes eran sobrevivientes de esta práctica.

Hace dos años, ella decidió buscar grupos que ayudan a sobrevivientes, sin embargo, después de no encontrar un grupo con ese enfoque, ella decidió crear su propio programa.

“Hay muchos grupos que están ahí para detener la práctica, yo me digo que si deberian de detener la práctica, pero, ¿que hacemos para las mujeres que están aquí?”, dijo López.

Con Flourish, López desea crear un grupo de apoyo para las mujeres en un esfuerzo de darles un lugar seguro para hablar de sus experiencias.

“Si solo puedo empoderar a las mujeres, eso es lo que realmente quiero”, dijo López.

Aunque López no planea en dirigir el programa ella misma, ella vió que era necesario y decidió hacer algo para sus clientes.

Ese impulso de descartar las necesidades de comunidades vulnerables es algo que ha guiado a López a través de su carrera y vida.

Originaría de Orange County, López creció en un hogar católico y asistió escuelas católicas hasta que se graduó de la Universidad del Sur de California (USC, por sus siglas en inglés).

López deseaba ser una escritora, sin embargo, desarrolló un interés para las leyes y decidió seguir una carrera de derecho.

“Siempre he sido para los desvalidos. Es la idea idealista de la mayoría de las personas que comienzan la escuela de leyes, quieres hacer un cambio, quieres ayudar a las personas, hacer una diferencia”, dijo López.

Trabajó como abogada de derecho laboral por aproximadamente 15 años, donde trabajó con clientes que sufrieron discriminación de empleados o acoso sexual.

Años después de hacer eso, López se convirtió en una vocera política y trabajó con varios grupos interreligioso y fue entonces cuando aprendió sobre las dificultades que enfrentan los inmigrantes.

López dijo que vio lo vulnerables eran los inmigrantes y la clara falta de respeto por sus derechos.

“Fue entonces cuando me di cuenta de que necesitábamos gente en las trincheras trabajando con inmigración”, dijo López.

Comenzó a trabajar para Casa Cornelia Law Center, una organización de abogados que brinda servicios legales pro bono, en 2008 y comenzó a trabajar en casos de asilo.

Mientras trabajaba allí como directora pro bono y directora de asilo, López descubrió que había presos en Calexico que necesitaban representación, pero la falta de fondos les impidió ayudarlos.

“Simplemente me rompió el corazón y fue entonces cuando decidí que ya no podía escuchar esto y no hacer algo”, dijo López.

Como resultado de eso, en 2015 fundó SCIP, una organización sin fines de lucro que ofrece servicios legales gratuitos o de bajo costo para los solicitantes de asilo.

El año pasado, López fue nombrada como héroe comunitario por parte de la televisora pública KPBS y el Centro Nacional para la Resolución del Conflicto por su trabajo pro bono de inmigración.

Recientemente, López pasó de trabajar fuera de su oficina en su hogar a una oficina en fuera de Little Italy, donde continúa su trabajo con los solicitantes de asilo.

Be Sociable, Share!
, ,
  • www.telemundo20.com

Comments

No comments yet.

Leave a Reply

  • www.telemundo20.com