September 3, 2004

LA COLUMNA VERTEBRAL
El Soporte Informativo Para Millones de Hispanos
Por Beverly Lyles Traducida al Español por Karina Hurley-Flores

Las ITS Pueden Infligir Caos Sin Presentar Síntomas

Las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS) son en la actualidad, una de las enfermedades infecciosas más comunes en los Estados Unidos. El costo anual de las ITS en los Estados Unidos se estima en exceder los 10 billones de dólares. Más de 13 millones de hombres y mujeres en este país son afectados cada año por las ITS.

Entender los puntos básicos de las ITS —la manera en que se contagian, sus síntomas más comunes y cómo pueden ser tratadas— es el primer paso para su prevención. De acuerdo a los Institutos Nacionales de la Salud, existen cinco puntos cruciales sobre las ITS actualmente en este país:

1. Cualquiera puede obtener una infección de transmisión sexual. A pesar de que las ITS tienden a predominar entre adolescentes y adultos jóvenes, cualquier persona que entre en contacto con una ITS puede infectarse.

2. La incidencia de las ITS está aumentando debido a que los jóvenes se han vuelto sexualmente activos más temprano y se casan más tarde. Y, en general, tienden a tener más parejas sexuales de lo que se solía unas décadas atrás. Cuanto más relaciones sexuales y más parejas sexuales tenga una persona, mayor será el riesgo de contraer una ITS.

3. Una persona puede vivir con una ITS por muchos años y no saberlo. Entre las mujeres, en particular, muchas de las ITS no causan síntomas. Algunas veces, cuando sí se presentan síntomas, estos son muchas veces confundidos con otras enfermedades y la enfermedad continúa sin ser tratada. Sin embargo, incluso cuando una ITS no causa síntomas, una persona infectada puede transmitir la enfermedad a su pareja sexual.

4. Las mujeres tienden a desarrollar varios problemas más serios de salud como consecuencia de una ITS que los hombres. Generalmente porque las mujeres no experimentan síntomas de la infección en sus primeras etapas, no suelen buscar tratamiento hasta que la infección ya se ha expandido hasta el útero o las trompas de falopio (cuando empiezan a sentir dolor). En esos casos, las ITS pueden causar infertilidad en la mujer o serias complicaciones durante el embarazo.

5. Más recientemente, las ITS en la mujer también han demostrado estar asociadas con el cáncer cervical. El herpes ocasiona verrugas genitales y cáncer cervical, además de otros tipos de este cáncer. Las ITS también pueden ser transmitidas de madre a hijo antes, durante e inmediatamente después del parto; algunas de estas infecciones en el recién nacido pueden curarse fácilmente, mientras que otras pueden causarle disabilidad perma-nente e incluso la muerte.

Las ITS más comunes incluyen: HIV/SIDA —un número estimado de 900,000 personas en los Estados Unidos están actualmente infectadas con el virus del VIH; Clamidia— actualmente la más común de las ITS bacteriales, con un número estimado de 4 a 8 millones de nuevos casos cada año; Herpes genital -afectando a un número estimado de 60 millones de americanos con aproximadamente 500,000 nuevos casos de ésta infección viral incurable desarrollándose anualmente; Gonorrea -con aproximadamente 400,000 casos reportados en el Centro para el Control de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en Inglés) cada año en este país; y la sífilis, cuyos índices han tendido a variar en ciclos de cinco u diez años.

Los síntomas iniciales de muchas de las ITS son des-censo vaginal o del pene y una sensación de quemadura. Algunas veces, los síntomas se presentan a manera de ampollas (herpes) o una llaga abierta y sin dolor (sífilis) que aparece usualmente en el pene o alrededor de la vagina.

Muchas personas se sienten avergonzadas o asustadas como para pedir ayuda o información sobre las Infecciones de Transmisión Sexual. Pero cuando éstas son diagnosticadas y detectadas a tiempo, muchas pueden ser tratadas de manera efectiva. Algunas incluso pueden curarse con un simple tratamiento a base de antibióticos. Cuanto más temprano una persona busque tratamiento médico y alerte a su pareja sobre la enfermedad, menor será el riesgo de que la enfermedad cause algún daño físico permanente o se transmita a otras personas.

Las especialistas en Información y referidos de la Línea de Ayuda, están dispuestas a ayudarte de manera totalmente confidencial y en tu idioma. Sólo tienes que llamar gratis al 1-800-473-3003. Llama hoy.

Return to the Frontpage