October 31, 2003

Presentan Patético Panorama Los Incendios Forestales en el Condado

Por Katie Lopez

El incendio decalarado como el más trágico en la historia del condado de San Diego ha cobrado la vida de 20 personas, ha destruído más de 2,125 hogares y ha quemado cientos de miles de acres a lo largo del condado. Mientras la comunidad directamente ve los resultados del devastador y prepotente incendio, lo que queda por preguntar es: ¿Y ahora qué?

Tras lenguas de fuego y humo, hombres, mujeres, jovenes y niños tomaron unas cuantas pertenencias, en su intento de salvar artículos de valor emocional. Otros, quienes menospreciaron el fuego, se dieron cuenta de su fuerza al perder la vida. Sin embargo, de alguna manera u otra el condado entero se ha visto afectado por los incendios, ya sea al perder un hogar o simplemente al respirar las impuresas del aire”.

De las 2,936 personas que han acudido a un albergue local, se ve un poco de todo, según Cathy Sang, vocera de la Cruz Roja. “Hay personas que se ven satisfechas por tener a su familia viva mientras hay otras que aún se ecuentran asustadas y en estado de angustia.”

Entre el asombro y la tristeza que ha traído el incendio, surge la hermandad que brota para brindar apoyo a los damnificados del condado. Desde el comienzo feróz del incendio el domingo pasado, La Cruz Roja recibió suficiente apoyo para abrir decenas de albergues a lo largo del condado de San Diego. “El apoyo es increíble,” dijo Sang. “En pocos días hemos logrado entrenar a 3,000 volun-tarios espontáneos con la ayuda de iglesias y negocios locales.”

Sin embargo, según la policía de San Diego, momentos como éstos son los que requieren suma atención y cuidado, ya que uno corre el riesgo de ser victima de fraude. Debido a las pérdidas estructurales de millones de dólares, las compañías de seguro tomarán un papel esencial en la reconstrucción de ciertas áreas. Por lo que las autoridades ven el porvenir de varias agencias inválidas y sin escrúpulos. Entre los casos engañosos más populares se encuentran llamadas telefónicas de “seguros” que piden información personal de uno con el fin de comenzar un plan engañoso para la re-construcción de viviendas. La policía de San Diego, advierte que agencias de seguro válidas no se comunican con uno, si no que esperan que el afectado les llame con los datos necesarios.

El detective de fraude de la policía de San Diego, Elliott Stiasny, informa que también se espera la presencia de estafadores quienes viajan con credenciales falsas pidiendo donaciones para los damnificados. “Estos grupos de personas viajan de punta a punta por todo el país buscando zonas de destastre para aprovecharse de la gente”, dijo Stiansy. “No tienen licencia válida y por lo general tienen placas y áreas de teléfono de otro estado.” En cuestión de días después de haber dado inicio el incendio, residentes de El Cajon reportaron un caso similar en donde sujetos fraudalentos se hacían pasar por representantes de organizaciones caritativas, con el fín de fugarse con el dinero, según Stiasny.

El encabezado del consejo de supervisores de San Diego, Greg Cox estima que los estragos monetarios suman alrededor de $2 billones, no obstante, advirtió que tal cifra crecerá con el tiempo. En su intento de nivelar estos gastos inmensos, el gobierno federal proporcionará fondos para reconstruir lo perdido. Sin embargo, aún existe la duda de cómo iniciar el proceso de restauración mental, física y material. La Cruz Roja ofrece orientación y asesoría de los daños monetarios para aquellos afectados por la quemazón. A partir del jueves, se inaugurará un programa móbil en donde representantes de la Cruz Roja irán a las zonas más afectadas a brindar terapia mental a aquellos que lo necesiten. También se proporcionarán artículos indispensables para comenzar el aseo de las áreas afectadas.

Si usted necesita alojarse en un albergue, comuníquese al 1 (866) 438-4636 para recibir información sobre los centros de hospedaje más cercanos. Si desea brindar de su tiempo voluntario, llame a la línea en español, al 1(800) 257-7575, o visite la página de internet www.redcross.org.

Return to the Frontpage