November 7, 2003

LA COLUMNA VERTEBRAL
El Soporte Informativo Para Millones de Hispanos
Por Beverly Liles

Factores de Riesgo Para los Defectos de Tubo Neural

Existen una serie de defectos de tubo neural que pueden desarrollar los bebés durante el embarazo, pero los dos más comunes son la Anancefalia y la Espina Bífida. La Anancefalia es la ausencia parcial o total del cerebro del bebé. Este defecto causa un fuerte daño al feto. La mayoría de bebés anancefálicos nacen sin vida o mueren pronto luego del parto.

Espina Bífida es el defecto de nacimiento permanente más común. Ocurre cuando una parte del tubo neural no se cierra. Un tubo neural no cerrado se convierte posteriormente en una espina dorsal no cerrada. En las formas más severas de la enfermedad, el bebé nace con la médula ósea sobresaliendo a través de la espina dorsal. Un alto porcentaje de los niños nacidos con Espina Bífida también sufren de hidrocefalia, una acumulación de fluido en el cerebro.

Existen una serie de factores que ponen al feto en riesgo de obtener defectos de tubo neural. Además del poco consumo de ácido fólico por parte de la madre, existen otros factores genéticos, ambientales y farmacológicos que pueden afectar el cerebro y el desarrollo de la espina dorsal del bebé durante su formación.

Factores de Riesgo en la dieta diaria

Las personas con malos hábitos de alimentación o que están a dieta, pueden estar especialmente en riesgo de consumir bajas cantidades de ácido fólico en sus dietas. Los consumidores de alcohol y drogas generalmente no consumen una dieta balanceada. Los estudios han demostrado que el fumar cigarrillos, tomar excesivo alcohol y el uso prolongado de pastillas anti-conceptivas, puede disminuir la cantidad de ácido fólico en el cuerpo de una persona. Si  encajas en alguna de estas categorías, es aún más importante que consumas un multivitamínico con ácido fólico todos los días.

Factores Ambientales, Genéticos y Farmacológicos

Un número de estudios recientes también apunta a los factores ambientales y ocupacionales como posibles contribuidores a los defectos de tubo neural en los fetos de las mujeres embarazadas. Las condiciones socioeconómicas también han estado asociadas a los riesgos de los defectos de tubo neural. Los índices de Anancefalia y Espina Bífida son por lo general más altos en los grupos de más bajo nivel socioeconómico; y esta asociación persiste aún después de realizarse un ajuste con consumo de multivitamínicos. Estudios recientes elaborados por la CDC a través de la frontera con México, apoyan más no confirman esta asociación - sugiriendo que contaminadores ambientales, condiciones de vida aberrantes y difíciles condiciones de trabajo en las maquiladoras, contribuyen a ocasionar un número excepcional de nacimientos con defecto de tubo neural entre las Latinas que viven y trabajan en dicha área.

Los investigadores conocen desde hace mucho el incremento del riesgo de las familias que tienen un segundo o tercer hijo con defectos de tubo neural. Factores genéticos específicos que predisponen a la familia a múltiples defectos de nacimiento de tubo neural aún no han sido identificados. Sin embargo, más del 95% de los defectos de tubo neural ocurren en familias donde nunca se ha visto afectado ningún niño.

Entre el 2000 y 2001, el Dr. Hernández-Díaz y sus colegas encontraron que ciertas drogas consumidas por mujeres em-barazadas para tratar el HIV, infección relacionada al VIH, y, en algunos casos, ataques epilépticos, han derivado a una incidencia siete veces mayor de defectos de tubo neural en los fetos. Si sospechas que estás embarazada o planeas embarazarte, y actualmente estás tomando medicamentos para controlar una condición crónica, es importante que consultes con tu médico inmediatamente y discutan las mejores opciones de tratamiento para ti y tu bebé.

No existe cura para la Espina Bífida, la cual viene afectando a aproximadamente a uno entre cada 1000 recién nacidos en los Estados Unidos. Aunque es una gran discapacidad, la Espina Bífida cada vez se ha hecho más probable de sobrevivir. En la actualidad, los niños que nacen con Espina Bífida pueden vivir bien hasta la adultez, como resultado de las sofisticadas y modernas técnicas medicinales.

El costo de la Espina Bífida

En 1999, el Diario de Medicina de Nueva Inglaterra, reportó que además del costo emocional de la Espina Bífida, el costo financiero estimado para cuidar a los afectados por esta enfermedad es impre-sionante. De acuerdo al Dr. Lorenzo Botto y su equipo de investigadores, sólo en los Estados Unidos, el costo total estimado de Espina Bífida que afecta a bebés nacidos en 1988 por toda una vida es de 500 millones de dólares. Para aprender cómo prevenir los defectos de tubo neural, llama gratis, en español, a tu Línea de Ayuda al 1-800-473-3003.

Return to the Frontpage