March 21, 2003

Construcción de personajes y teatro en Mexico:

Odiseo Bichir

Por Mariana Martinez

La sala de lectura del CECUT (Centro Cultural Tijuana) hierve con risas adolescentes paseándose entre las cámaras de television, todos miran al frente, donde todavía, no hay nadie.

El público de mayor edad llega después y luego, se sube, apenado por la tardanza; Odiseo Bichir acompañado del director del CAEN(Centro de Artes Escénicas del Noroeste), el director Daniel Serrano.

Hijo de Alejandro Bichir, director de cine y actor mexicano y de la tambien actriz, Maricruz Najera, Odiseo, junto con sus hermanos Damian y Bruno han incursionado en el mundo de la actuación, y aunque han trabajado tanto juntos como separados, recientemente se han consolidado con una compañía llamada “Los Hermanos Bichir” con la que en este año acaban de presentar la obra “El pequeño Malcom y su lucha contra los eunucos” escrita por David Halliwell, cuya versión en español estrenó su padre, Alejandro Bichir, en 1973.

La nueva version fue estrenada en el XX Festival de Teatro de la ciudad española de Malaga, y más tarde traída a México, donde ha gozado de una gran aceptación del público con más de 200 representaciones.

Odiseo, además de trabajar en teatro ha participado en numerosas novelas: El diario de Daniela, Aventuras en el tiempo y Amigos para siempre, y en el cine, en corto y largometrajes como Crónica de un desayuno, El Coronel no tiene quien le escriba, Un dulce olor a muerte y Ciudades Obscuras.

A pesar de su amplio trabajo en otros medios, confiesa que lo que más satisfacción le da, sigue siendo el teatro, ahí no hay interrupciones, ni luces, ni se filman escenas salteadas; es para él una experiencia más orgánica y completa, de la que siempre sale satisfecho.

Su visita a Tijuana es para impartir un taller de 5 días sobre Creación de un Personaje, para los alumnos del diplomado en actuación del CAEN. El diplomado tiene duracion de un año, en el que en cada trimestre se imparten las materias de acrobacia, canto, baile, actuacion, acondicionamiento físico, dirección entre otras, y en cada trimestre también se planea impartir uno de estos “cursos relámpago” con algún actor o director que enriquezca el trabajo actoral de los estudiantes del CAEN.

La conferencia es entonces el final de todo un trabajo con los alumnos del CAEN y una oportunidad para el público en general de conocer la opinión de este gran actor sobre el quehacer del teatro en México.

Odiseo admite que el panorama cultural en México es preocupante, sobre todo para el trabajo teatral, que no se cobija en los centros comerciales como a los cines. Los teatros son entonces lugares obscuros y apartados, que debido al grave problema de inseguridad en el D.F. son poco atractivos para el ya reducido público del teatro.

Lograr presentar una obra en México significa muchísimo trabajo y gasto por parte de todos los involucrados, que muchas veces sacan los recursos de su propia bolsa, pero a ese obstáculo se le suma el pago de impuestos que requiere el gobierno mexicano a las compañías de teatro, que son consideradas como cualquier otro negocio.

Los problemas financieros de difusion y la no existencia de sindicatos para protegerse son grandes debilidades del trabajo teatral actualmente, sin embargo, Odiseo ve la esperanza en la formación de compañías independientes de teatro, que hartas de esperar recursos públicos deciden lanzarse a la aventura de contar sus propias historias “por puro gusto”, esto aunado a una profesionalización del trabajo actoral llevado a cabo por escuelas como CAEN, hacen que trabajo mexicano sea de gran calidad, reconocida internacionalmente.

También percibe un cambio significativo en la actitud de los actores, para quienes antes era vergonzoso trabajar en la televisión, por considerarse poco serio y de nulo valor actoral. Pero la productora de televisión ARGOS (antes asociada con TV Azteca) ha optado por contratar actores de teatro de gran trayectoria para sus trabajos en televisión, demostrando que con buenas oportunidades, también es posible demostrar el trabajo actoral en una producción de la pantalla chica.

El video digital y el internet también son percibidos por Odiseo como maneras de vincularse, de crear cortometrajes sin mucho dinero y establecer contacto con gente de otras partes, también haciendo teatro, y compartir enriqueciendo sus experiencias.

A pesar del poco apoyo público para proyectos teatrales, Odiseo confia en que la comunidad teatrera se va a seguir integrando y madurando para hacer un mejor trabajo y seguir destacando en la escena internacional.

Return to the Frontpage