March 16, 2001

Declaración de Gephard Sobre Medicare y la Comunidad Hispana

"Hay un punto en el debate sobre el presupuesto y los recortes de impuestos que el Presidente Bush y los Republicanos en el Congreso parecen haber perdido de vista: el gobierno proporciona servicios importantes que tienen un efecto significativo en las vidas de la gente. Como dijo ayer el columnista de The New York Times Tom Friedman: "el gobierno proporciona servicios esenciales en nuestras vidas... como norteamericanos somos afortunados de tener los servicios que tenemos, y... necesitamos reinvertir constantemente en ellos porque tenemos una responsabilidad colectiva hacia el futuro de nuestros hijos y con los menos afortunados, de asegurar que el gobierno siempre tenga los recursos para ayudarlos'.

"Gracias a Medicare, literalmente millones de personas duermen más tranquilas por la noche, porque saben que tienen un seguro médico con el que pueden contar. Millones de familias son más fuertes y están más tranquilas porque entienden que sus seres queridos tendrán acceso a cuidados médicos cuando los necesiten.

"Mas de dos millones de hispanos de edad avanzada o discapacitados gozan de los beneficios de Medicare, un programa que les proporciona un seguro médico que de otra manera no podrían tener.

"Los Hispanos que reciben beneficios de Medicare tienen necesidad de atención médica más alta que el promedio, pues sufren más problemas de salud, pero tienen ingresos más bajos que el promedio.

"Hace 36 años, nuestra nación hizo una promesa al pueblo de los Estados Unidos que ha mantenido bastante bien. Dijimos que la gente merece tener un seguro médico cuando cumplen 65 años. Dijimos que a las personas de la tercera edad nunca debe negárseles atención médica simplemente porque no tienen dinero para pagarlo.

"Este compromiso ha producido grandes beneficios para todas las personas en los Estados Unidos. Gracias a Medicare, 39 millones de personas mayores y otras personas discapacitadas en los Estados Unidos tendrán acceso a un seguro médico este año. Los médicos están detectando el cáncer en etapas tempranas y salvando vidas como resultado de esto. Las personas de la tercera edad que padecen terribles enfermedades como Alzheimer o artritis severa están viviendo vidas mejores, más largas, más plenas.

"Ahora hemos llegado a un punto crítico en la historia de este programa.

"Tenemos la maravillosa oportunidad de extender la vida de Medicare para que poda-mos contar con él para la generación del "baby-boom' y generaciones posteriores. También tenemos una oportunidad única de fortalecer Medicare añadiéndole un beneficio de medicinas de prescripción que cubra a todas las personas mayores que lo deseen.

"Desafortunadamente, el presupuesto del Presidente Bush malgasta esta oportunidad en un recorte masivo de impuestos que amenaza no sólo nuestra disciplina fiscal, sino también uno de nuestros compromisos nacionales más queridos —la atención médica para las personas de la tercera edad. El presupuesto del Presidente contiene un recorte fiscal de más de $2 billones que es tan grande que se come todo el superávit disponible, obliga al país a invadir los fondos reservados para Medicare, los cuales la mayoría de la gente considera que deberían mantenerse intocables, y no nos permite añadir un beneficio significativo de medicinas recetadas dentro de Medicare.

"El Presidente Bush está promoviendo una idea ficticia de que no existe un superávit de Medicare y que Medicare de hecho tiene un déficit. La verdad es que tenemos $526 mil millones en el fideicomiso de Medicare; ayer justamente, la mayoría en el Senado de los Estados Unidos votó por una manera bipartidista de proteger este superávit y evitar que se le den otros usos. Ahora hago un llamado a los líderes Republicanos del Senado para que aprueben una verdadera caja de seguridad para que podamos proteger verdaderamente a Medicare de los recortes de impuestos del Presidente Bush. El Presidente Bush ha tomado el fideicomiso de Medicare —el cual dice que no existe— y lo ha puesto en su llamado fondo de `contingencia'. Como dicen tanto los Los Angeles Times como el Washington Post esta mañana, esto representa un verdadero peligro y una verdadera amenaza a todo el programa de Medicare.

"Seamos claros: debemos —tenemos la obligación— de mantener nuestro compromiso histórico con Medicare de mantener este programa fuerte para todas las personas de la tercera edad en los Estados Unidos.

"Podemos usar el superávit disponible para aprobar un recorte fiscal sensato para todas las personas en Estados Unidos, proteger el fideicomiso de Medicare, y dejar suficiente dinero para dar un beneficio de medicinas recetadas dentro de Medicare para todas las personas mayores. Esta es una oportunidad maravillosa, histórica, única. El pueblo norteamericano merece no sólo recortes fiscales justos, sino también un presupuesto que invierta en las más importantes necesidades y más altas prioridades.

"Así que hoy, los Demócratas ofrecemos trabajar con cualquiera que esté dispuesto a trabajar con nosotros para mantener nuestro compromiso de Medicare y nuestra promesa al pueblo de los Estados Unidos. Podemos enfrentar los retos de Medicare sólo si tomamos las decisiones correctas hoy. Necesitamos terminar con los trucos y elaborar un presupuesto honesto que asegure que generaciones futuras podrán contar con Medicare. Y necesitamos presentar una versión de Medicare para este nuevo siglo, que incluya un beneficio de medicinas recetadas con las que todas las personas de la tercera edad puedan contar.

"Este es uno de nuestros más grandes retos como pueblo, y espero que el Presidente esté dispuesto a trabajar con nosotros para lograr desarrollar el potencial humano de todos nuestros ciudadanos".

Regresar a la Portada