March 7, 2003

La Cuaresma

+ Gilberto E. Chavez
Obispo Auxiliar

Hay un dicho español que dice: palos si remas o palos si no remas. Este dicho es de los pescadores y significa que de todos modos tenemos que trabajar o sacrificarnos. Todos dependemos de los palos. Los palos mueven la lancha y los palos o golpes nos esperan en la vida si no remamos. La conclusión es que el sacrificio es importante en la vida si no remamos. La conclusión es que el sacrificio es importante en la vida para seguir adelante. Este es un dicho de esperanza y que hay que trabajar o luchar para tener éxito. A esta lucha por mejorar se le llama sa-crificio en el sentido espiritual. Todos tenemos límites en nuestra vida y hay que con-trolarnos y sacrificarnos para mejorar nuestra vida.

En este mundo moderno nos sentimos confusos pues nuestros líderes, tanto políticos, financieros y religiosos que no han obedecido o reconocido sus límites.

Es obvio que existen grandes escándalos y corrupción en este mundo, ya que no aceptan a Dios y ofenden a la dignidad humana. Los pobres pescadores conocen sus vidas y se sacrifican en su pesca, hasta arriesgar sus vidas por tener éxito. De la misma manera no debemos paralizarnos por tanta corrupción. Hay que ser optimistas y ser personas de carácter y esperanza para mejorar este mundo que Dios ha creado y que desea salvar. Por lo tanto tengamos grandes esperanzas de poder mejorar y salir adelante con la ayuda de Dios.

La cuaresma que comienza el 5 de marzo, el miércoles de ceniza, nos invita a mejorar nuestra relación con Dios y el prójimo. La cuaresma nos llama a luchar para ser personas más auténticas y asemejarnos más a Cristo que pasó haciendo el bien y ayudando a los pobres. Estas dos acciones son los palos para lanzar nuestra lancha hacia el mar y luchar por ser más humanos como lo es Cristo.

La cuaresma nos llama a trabajar y sacrificarnos para mejorar nuestro mundo que está lleno de corrupción, guerras, egoismos y oscuridad.

Return to the Frontpage