March 5, 2004

Amigos que hacen magia

Owen Wilson y Ben Stiller se comen a “Starky y Hutch”

Por Jose Daniel Bort

Separados tienen sus altos y bajos, juntos simplemente son inigualables. Los comediantes Owen Wilson y Ben Stiller son amigos íntimos en la vida personal, y su química trabajando juntos hace fuegos artificiales en la creación de la serie policial de TV de los ’70, “Starky y Hutch”.

La serie funcionaba por lo compenetrados que estaban Paul Michael Glaser como Starky y David Soul como Ken “Hutch” Hutchinson (quienes le pasan la antorcha emotivamente a los jóvenes actores al final de la película). También porque le permitía a sus personajes utilizar métodos no tan ortodoxos para resolver sus casos, muchas veces al margen de la ley. Ambas dinámicas se encuentran en la película y son las que la llevan adelante, en clave de comedia.

Esta es la mayor diferencia con la serie: si bien “S y H” tenía momentos divertidos, su tendencia era hacia el drama. Aquí las reglas se invierten y los dos comediantes dan rienda suelta a su ingenio frente a la cámara, confiando uno en el otro para lanzar los “Golpes” (punches) y agarrarlos en la mano con la seguridad de los veteranos.

Stiller ya tiene más de cincuenta películas hechas como actor y cinco como director. El se encarga de llevar el ritmo con su actuación del policia obseso que hace cualquier cosa por respetar la ley. Incapaz de mantener a un compañero por más de dos meses, el comisionado decide juntarlo con su completo opuesto, el “Viva la pepa” Hutch, el cual no se preocupa por nada aunque se le esté cayendo el techo encima. Total, son los ’70.

Después del “emparejamiento” los policías se dedican a investigar un asesinato. Starky consigue atar las pistas gracias a su fervor y diligencia, Hutch utiliza mas bien su intuición. Juntos reconocen que se complementan en más de una forma.

Y vaya complemento. Stiller probó ser una pareja dispareja con Jennifer Anniston en “Along came Polly” y a Wilson no lo vio nadie en esa adaptación de Elmore Leonard llamada “The Big Bounce”. Después de tamaños fracasos, pareciera que ambos encontraran “La zona” donde sus dotes cómicas brillan con mayor presencia, y resulta que sucede cuando ambos están en escena.

Están apoyados por un elenco de reparto con los mejores actores jóvenes, salvo una excepcion. El rapero Snoop Dogg no puede actuar, y puja su actuación a base de carisma. Vince Vaughn quería el personaje de Hutch, pero ante la insistencia de Stiller de que Wilson tome el personaje se conformó con el de villano. No le pudo quedar mejor. Vaughn como el contrabandista Reese Feldman sirve de maravillosa contraparte para estimular las carcajadas.

Juliette Lewis está divertidísima como la mani-puladora y tonta “Kitty”. Carmen Electra y Amy Smart no tienen gran peso en la trama, pero su participación y su “encuentro” (tratando de no echar a perder el suceso) deja a todo el mundo en el suelo. Pero el mejor es el genial Will Ferrell; este actor puede hacer cualquier cosa y todo le queda bien. Su “Elf” fue la sorpresa del año pasado. Aquí hace un personaje radicalmente diferente, como un amanerado con un extraño fetiche por los dragones.

Lo que me remite al si-guiente punto: parece que la visión de los creadores en hollywood con respecto a la homosexualidad está cambiando más rápido que los matrimonios ejercidos en San Francisco. Antes, en comedias de “amigos” como ésta, la clave era lanzar códigos homofóbicos, ridiculizar para lograr la risa. Aquí, Stiller y Wilson no desaprovechan la más mínima oportunidad para sugerir que sienten una gran pasión el uno por el otro, y juegan con los códigos al reves, burlándose a sí mismos. En este nuevo cine de “corrección política”, la risa la determina la tolerancia.

La ambientación de los ’70 tiene detalles estupendos. El safari verde esmeralda de Stiller y el Mercedes 350 de Reese Feldman (el malo, como símbolo de ostenta-ción) son apenas un par de ellos. Se siente que los actores se están divirtiendo como nunca en esta película, y sus trabajos trascienden todas las comedias de los últimos años. De ahora en adelante, compre por adelantado cualquier película en que Stiller y Wilson trabajen juntos. Son la pareja más divertida del cine actual.

Starky y Hutch
Con: Ben Stiller, Owen Wilson, Vince Vaughn.
Dirigida por: Todd Phillips
Clasificación: PG-13
Chiles: 4 de 5

Return to the Frontpage