January 20, 2006

El Premio Nacional “Sol de Oro” fue Otorgado a Angelita Capetillo Cantante de Ranchero Tijuanense

Por: Paco Zavala

Tijuana, para muchos es la ciudad increíble, ¿Por qué?, por su fisonomía, porque detrás de cada colina de que se compone se encuentra un asentamiento humano indistinto, porque está compuesta por inmigrantes del propio país azteca y de diversos contornos del mundo actual, porque es una ciudad inquieta, hace mucho tiempo de vida nocturna muy activa y también porque es una fábrica permanente de talentos en todas las actividades que se puedan concebir.

Podemos citar diversos nombres de niños prodigios tijuanenses que en su tiempo se dedicaron a cantar, algunos continúan haciéndolo, otros se han retirado para dedicarse a otra actividad. En este nutrido grupo podemos citar a: Beatríz Adriana, Angelita Capetillo, Selene Villa, Polito Hernández, Alfredito Castro, Walo Silva, Francisco Vaca “El Pajarillo” y otros muchos más.

En esta nota nos ocuparemos de una señora, de la Señora Angelita Capetillo, quien como otros talentos tijuanenses, comenzó a cantar a la edad de 7 años, interpretando desde sus inicios temas correspondientes al género ranchero, desde esa edad ha cantado y a su vez se ha presentado en los más importantes escenarios del país, de la ciudad de Tijuana y de ciudades en los EE.UU. Ha recibido un gran número de reconocimientos por su labor artística a favor de impulsar y sostener la música mexicana en todo su esplendor y grandeza.

Angelita Capetillo, como se le conoce en el medio artístico, siempre se ha distinguido por su sencillez y trato de gran señora. Angelita, es esposa y madre, pero esta circunstancia no ha detenido su marcha y jamás el deseo de sostener una brillante carrera artística, que la ha llevado por el sendero del éxito.

Angelita Capetillo, fue de los primeros prodigios tijuanenses que se presentaron en la iniciación de transmisiones del Canal 12 de televisión.

Ella, ha realizado algunas producciones discográficas musicales, la primera la realizó cuando tenía 14 años de edad y se llamó “La corriente”; la segunda la hizo en 1995 y se llamó “ni volviendo a nacer y su tercera y última producción, a la que nombró “Huapangos”, en la que incluyen temas del género de “huapangos”.

El Círculo Nacional de Periodistas de la Ciudad de México, le ha otorgado un importante premio nacional, denominado “El Sol de Oro”. El excelente trabajo que ha desarrollado a través de los años, las estupendas cualidades de su voz, su exquisito don de gentes y su buena disposición, una vez más ha rendido sus frutos.

Nos apersonamos en su residencia ubicada en la colonia Independencia de la ciudad de Tijuana, para que nos diera detalles sobre este evento, que por si mismo irradia orgullo y satisfacción manifiestas.

A continuación detallamos los pormenores de la entrevista que sostuvimos con la artista y en la que nos comenta como le fue otorgada esta presea, misma que ha sido ganada a base de trabajo y dedicación.

P.- Angelita, como fue que te otorgaron esta presea tan importante para tu vida y para orgullo tijuanense.

R.- Hace tres años decidimos grabar un disco de huapangos, porque el artista de ranchero local, cuando realiza una presentación, la primera pregunta del maricahi, es: traes en tu repertorio canciones conocidas y para no batallar, entonces me dice mi esposo, ¿ Por qué no grabas?, porque a tí te gusta cantar y para que al menos cantes en tus presentaciones el género que a tí te gusta, porque todo el tiempo hemos batallado con la música en vivo, porque el mariachi fuera de Cielo Rojo, Cucurrucucú Paloma y para de contar huapangos, pero si hay infinidad de huapangos con temas diversos y bonitos y a mi me gusta interpretarlos, pero no podía cantarlos, porque los mariachis nunca quieren acompañarlos.

Así me dice mi esposo, graba un CD de puros huapangos, para que tengas tus propias pistas y no andes batallando, así lo hicimos y grabamos el CD de huapangos y lo hicimos de una manera extremadamente profesional, no se escatimó en nada. La presentación del CD, se realizó en el Restaurant del Cecut, con el apoyo absoluto de Vicki Magaña.

P.- ¿Quién hizo los arreglos musicales de esta producción?

R.- Los arreglos los hizo Saúl Rosas.

P.- ¿Qué mariachi te acompañó?

R.- El mismo mariachi de Saúl Rosas, pero nosotros deseabamos que la grabación fuera muy profesional, con músicos lectores y le hablamos al mariachi de Lupe González, al que bautizamos con el nombre de “Amigos”, porque se compuso con diversos músicos independientes, como el que tocó la flauta, el del arpa. Para la presentación se convocó a una rueda de prensa, con el fín de dar más solemnidad al evento. Ese disco no se promovió, lo guardamos, por el alto costo de la promoción y aparte yo no deseaba andar tocando puertas para promoverlo, le dí gracias a Dios de haber podido grabarlo, por lo difícil de esa música.

Un día lo tocaron en la Z13, estación de radio en la que el locutor Ramón Quiñonez lo incluyó en la programación y escúchalo, Jesús Sánchez Puente, artista, maestro de ceremonias, representante de artistas y por añadidura periodista. En lo personal a don Chuy, como lo nombra Angelita, tiene muchos años que lo conozco, cuando estaba muy activa en mi carrera, cuando tenía 13, 14 o 15 años de edad, fechas en las que cantaba continuamente en el canal 12.

Entonces don Chuy, habla a la estación de radio, le proporcionan mi teléfono y me visita, preguntándome la fecha de esta grabación y le contesto que tiene un par de años que lo grabé y él dice: para mi este disco tiene mucho valor interpretativo y está muy completo. Don Chuy, sabe de mi trayectoria desde mis inicios de los cuatro años hasta los diecisiete, edad en la que me casé y retorné a cantar en 1981-1982, después de una ausencia de 16 años.

Mi época fuerte fue en mi edad de jovencita, porque tuve la oportunidad y la Corona, la empresa que organizaba las caravanas y me llevó a México, mi padre don Francisco Capetillo, me acompaño y fuí directamente a Televisa. Compartí mi vida artística con grandes figuras nacionales, guardo gratos recuerdos de ese tiempo. Mi padre se opuso a que continuara en la carrera y regresamos, dejando grabaciones pendientes, giras pendientes, abandonando a la deriva todo el esfuerzo y el trabajo de mi vida. A esa edad aproximada de doce años de edad, regreso y aquí en Tijuana continúo mi carrera con presentaciones personales y en TV. Al casarme interrumpí la carrera, dedicándome a atender la familia.

Al grabar este disco de huapangos, volqué todo el entusiasmo y el anhelo por hacerlo. Cuando vino don Chuy, escuchó el CD y dijo este material está muy bueno, lo toma, se lo lleva a México y en la primera compañía disquera conque cuenta, de tres, ahí lo coloca. Con la compañía disquera en que se colocó esta producción, ya lo rediseñaron y ellos se encargarán de la proyección.

P.- ¿Cuál es el nombre del premio que te otorgaron?

R.- El nombre del premio es “El Sol de Oro”

P.- ¿Quién te lo otorgó?

R.- El Circulo Nacional de Periodistas de México.

Después de esta charla que sostuvimos con Angelita Capetillo, en su residencia, nos invitó a realizar un recorrido por sus queridos rincones, los cuales son bastantes, todos decorados con muy buen gusto.

Angelita Capetillo, en abril próximo recibirá el premio de “las Palmas de Oro”, en la ciudad de México, además de que alternará con grandes figuras del espectáculo en una regia presentación personal. También en los EE.UU, espera le confirmen la entrega de otro premio. El saber esperar y trabajar, induda-blemente que rinde sus frutos.

Return to the Frontpage