February 24, 2006

Los residentes de Memorial quieren que termine la violencia

Por Pablo Jaime Sainz

Ramiro “Ray” Rojas ha vivido en el área de Memorial Park por los últimos 15 años.

Cuando llegó, dijo que había mucha violencia pandilleril. Tanta, que una vez fue atacado por un grupo de pandilleros.

“Cuando me mude a esta comunidad, era un caos”, indicó.

Afirmó que en aquel entonces las familias vivían con miedo de la violencia, muchas veces relacionada con sus propios hijos, quienes, por falta de mejores opciones, decidían unirse a una pandilla. “Era terrible”, recordó Rojas.

Desafortunadamente, Memorial Park era el lugar donde los pandilleros se reunían. Así que los niños de la comunidad no podían jugar seguros ahí. Tenían que quedarse en casa a puertas cerradas, como si fueran prisioneros en sus propios patios.

Rojas dijo que poco a poco, y con la ayuda de líderes comunitarios y padres, la actividad de las pandillas comenzó a disminuir en el área.

Se abrieron programas de prevención que advertían a los niños y a los jóvenes de los riesgos de meterse a una pandilla. Y funcionó.

Las familias pudieron regresar a Memorial Park y disfrutar de una reunión familiar segura. Los niños pudieron salir a jugar fuera de sus casas, sin miedo a las balaceras. Los padres una vez más sintieron que estaban dándoles un mejor futuro a sus familias.

“Fue un tiempo donde hubo paz en las calles”, afirmó Rojas. “Digo, todavía había pandillas en el área, pero respetaban a los demás. No se metían con la comunidad”.

Luego, unos años después, volvió a suceder.

Recientemente ha habido un renacimiento de actividad pandilleril muy violenta, dijo Rojas.

Las escuelas cercanas a Memorial se encuentran en lo que un administrador escolar llamó un “estancamiento” debido a la violencia, señaló Rojas.

“Tristemente es un regreso a las condiciones y ambiente en el que se encontraba esta área hace unos 10 años”, dijo.

Pero hoy la comunidad hará algo para prevenirlo, advirtió Rojas.

“Nosotros, los residentes de esta comunidad no podemos ni vamos a aceptar esa forma de vida de nuevo”, dijo. “La comunidad, las familias, los jóvenes y los niños merecen vivir en un área que sea abierta, segura y disfrutable”.

El área de Memorial Park ya no es seguro para los niños y las familias. Rojas dijo que aparte de que las pandillas se están apoderando del parque de nuevo, hay un gran número de indigentes en el parque también. Pero la razón principal es que los pandilleros ya no respetan a la comunidad.

“Cuando yo era joven, si tú eras un cholo, no te metías con la gente mayor o con la gente que no era de una pandilla. Hoy ese respeto por la raza ya se ha perdido. No hay respeto. Los cholos de hoy sólo se respetan entre ellos, y eso si pertenecen a la misma pandilla”.

Para poder proveer un ambiente seguro en el área de Memorial Park, Rojas, quien es representante de Memorial Community, Families, Youth & Children Organization, invitó a organizaciones comunitarias en el área a un foro abierto el miércoles 22 de febrero, donde discutieron las formas en que se podía detener y prevenir la violencia que está tomando control de las calles y del parque.

“La pregunta central es, ¿Qué podemos hacer como organizaciones comunitarias que trabajan aquí en Memorial, para prevenir que esto con-tinúe?”, dijo Rojas. “¿Qué estamos haciendo en materia de prevención?”

Algunas de las organizaciones que fueron invitadas incluyen Dolores Magdalena Recreation Center, el Boys and Girls Club, Memorial Academy of Learning and Technology, y Memorial Swimming Pool.

Algunos de los temas clave que fueron discutidos en la junta tenía que ver con las agencias policíacas y cómo pueden tomar un papel más activo para asegurar la seguridad de los niños.

Otros temas que se tocaron incluyeron un foro abierto donde las agencias y las organizaciones dieron información acerca de los servicios y recursos que tienen disponible para los residentes de Memorial.

“Es por medio de juntas como ésta que Memorial volverá a ser un lugar seguro para nuestras familias”, dijo Rojas.

Para más información contacte a Ramiro (Ray) Rojas, Jr. MCFYCO Representante en el 619-544-9089 ó email ray820@aol.com

Return to the Frontpage