February 13, 2004

Se Advierte Cautela a los Consumidores al Hacer Reparaciones por los Desastres

Los contratistas juegan un papel importante en la reconstrucción de las comunidades del sur de California que fueron afectadas por los incendios silvestres. Ellos también ayudan a la economía local a medida que construyan casas y negocios nuevos. Sin embargo, en algunos casos después de un desastre, timadores se hacen pasar por contratistas legítimos. Ellos utilizan una variedad de técnicas sutiles. Por ejemplo, algunos ofrecen ayudar con la limpieza de escombros, transportándolos a una corta distancia y, al recibir pago, dejan al dueño de la casa con la responsabilidad de eliminar esos escombros. Otros piden un depósito sustancial para reconstruir una casa y luego desaparacen con el dinero.

“Tomen su tiempo y averigüen a las personas que ustedes contraten”, dijo William L. Carwile, III, coordinador federal de los incendios silvestres del Sur de California, al igual que de las inundaciones, deslaves de lodo y corrientes de basuras relacionadas directamente con los incendios. “No permita ser víctima por segunda vez. Encontrar a un contratista con buena reputación es de suma importancia para recuperarse de los incendios y de las tormentas del Día de Navidad”.

“Puede que timadores aparezcan en el sur de California, creyendo que encontraron una mina de oro a expensas de las personas afectadas por los incendios”, advirtió Steve Sands, el encargado de llevar los registros para la “Contractors State License Board” (CLSB). “Tome tiempo para auto- protegerse.”

Los funcionarios del desastre aconsejan:

 Utilice contratistas con licencia y con buena reputación. Los contratistas asignados a trabajos que excedan $500, por la mano de obra y los materiales, deben tener licencia. El “Contractors State License Board” tiene una línea especial para el desastre, 1-800-962-1125, para responder a las personas afectadas por los incendios y las inundaciones, deslaves de lodo y corrientes de basura del Día de Navidad.

Los consumidores pueden verificar la licencia de los contratistas y solicitar publicaciones del CSLB visitando su página cibernética al www.cslb.ca.gov. Verifique el historial del contratista. Comuníquese con su oficina de “Better Business Bureau” o el consejo local de empresarios para cerciorarse de que no existan quejas contra la compañía.

 Obtenga un presupuesto por escrito. Compare los servicos y precios de varios contratistas de buena reputación antes de tomar una decisión. Cuando sea posible, utilice contratistas locales.

 Verifique las referencias. Llame a clientes previos que han utilizado al contratista en el pasado, para trabajos similares, para ver si están contentos con su labor.

 Verifique si el contratista tiene una póliza de seguro de responsabilidad general y seguro de indemnización a empleados. Si el contratista no está asegurado, el dueño de la casa puede ser responsable financieramente por cualquier accidente que suceda en su propiedad o a la casa/edificio.

 Pida un contrato por escrito. Nunca firme un contrato en blanco o con espacios en blanco. Si implica gastos sustanciales, consiga que un abogado revise el contrato.

 Haga los pagos con cheques. Evite pagar en efectivo. La manera más segura es hacer el cheque a nombre de la compañía contratista. Un depósito razonable consiste de un 10 por ciento del costo total o $1,000, cual resulte menor.

 Si opta por anular el contrato, debe hacerlo dentro de tres días después de haberlo firmado. Asegúrese de seguir las disposiciones estipuladas en las cláusulas de cancelación. Envíe su notificación por correo registrado.

La Administración de Pequeños Negocios (SBA) es la fuente principal de fondos federales para la recuperación y reconstrucción a largo plazo de las propiedades privadas dañadas o destruidas por el desastre. La SBA ayuda a los dueños de casas, inquilinos, negocios de todos tamaños y a organizaciones privadas sin fines lucrativos, con sus esfuerzos por hacer reparaciones o con los esfuerzos de reconstrucción, y cubrir el costo para reemplazar pertenencias personales destruidas por el desastre. Estos préstamos por desastre cubren pérdidas no aseguradas, y no se duplican los beneficios obtenidos mediante otras agencias u organizaciones.

La Oficina de Servicios de Emergencias del Gobernador (OES) coordina toda respuesta por las agencias estatales en cualquier desastre mayor, en apoyo de las autoridades locales. La oficina es responsable de los preparativos para responder a, y recuperarse de, cualquier emergencia natural, de origen humano o como resultado de conflictos militares, y ayuda a las autoridades locales con sus esfuerzos de preparación, respuesta, mitigación y recuperación.

Return to the Frontpage