February 11, 2005

Reflexión:

Gran Celebración con Motivo del Día del Amor y la Amistad

Por: Paco Zavala

Una palabra que únicamente cuenta con cuatro letras, tiene un contenido asombrosamente enorme y todos o casi todos los seres humanos la pronunciamos, tratamos e intentamos por todos los medios posibles hacerla propia, pero es tan volátil su concepción que con suma facilidad la convertimos en nada, se esfuma en el tiempo y en los hechos y su confusión es tal que se convierte en sufrimiento letal. El amor y la amistad, son dos términos que unidos forman un binomio extraordi-nariamente poderoso, pero es tan frágil en la mayoría de las ocasiones que entre las parejas, entre padres e hijos, entre hemanos, entre amigos, entre razas, entre pueblos, no ha podido consolidarse de tal forma que de cabida a la cordialidad, a la buena relación, a la fe, a la felicidad y al amor fortalecido que nada ni nadie lo pueda romper. Esto es lamentable porque dentro de la historia de la humanidad muchos esfuerzos se han hecho por consolidarlo y no se ha conseguido.

Esta ecuación jamás ha podido ser resuelta y creo que nunca lo será. Intervienen en su concepción miles de elementos constitutivos totalmente humanos, los cuales si hubiera interés en superarlos, terminarían con la pobreza, las guerras, la ambición, la envidia y las diferencias de credo político, religioso, cultural, económico y demás.

Desde que se tiene memoria todos los avatares, pensadores, santos y gentes de buena intención han abonado el tema con sus palabras y sus hechos, los cuales se han convertido en un legado de incalculable valor, el cual despreciamos al no valorarlo y aplicarlo en su justa medida en nuestras vidas.

Acaba de pasar una fecha memorable para el mundo espiritual de muchos millones de seres humanos; ésta es la celebración de la navidad y sus consecuentes festividades. La venida de Jesús de Nazareth, trajo al mundo un nuevo concepto de la forma de amar al prójimo y hasta donde yo entiendo, no se sabe a cual prójimo, pero me parece que es a cualquiera. Sin embargo en la práctica no es así, existen muchas diferencias en el género humano que así lo confirman y ésta manifestación y sacrificio grandiosos y maravillosos en poco abonan la concepción del amor y la amistad en el mundo.

El próximo 14 de febrero se celebra el Día de San Valentín o Día del Amor y la Amistad, el cual sirve supuestamente para fortalecer eso precisa-mente, “el amor y la amistad”. Sin embargo éste es un día en el que los amigos y los parientes se regalan alguna “cosita”; bailan, comen, se embriagan. Una que otra muchachita fresa entrega su virginidad a su adorado “Don Juan”, en fín, pero el verdadero amor con ésta celebración no se fortalece en nada, todo es banal y superfluo.

Esta mascarada es como un espejismo que pasa fugaz y se olvida; el género humano en el mundo continúa en su lucha por la sobrevivencia y en su correr en muchas ocasiones olvidamos que existen el amor y la amistad. Si la memoria y la actitud del individuo no olvidara jamás que existen éstas palabras maravillosas: “Amor y amistad”, sin confusión cual nínguna, nuestro mundo sería otro, “principiando por evitar las guerras y el hambre en el mundo”.

Existen como ejemplo en el correr del tiempo la vida de algunas o de muchas parejas que han sido o son famosas, éstas han consolidado el amor en una forma, pero ¿qué pasa con las parejas que viven en el anonimato y viven un amor pleno?; ambas situaciones viven el amor con una característica de las mil o más que tiene

Si el enfoque sobre este asunto cambiara y se convirtiera en una manifestación humana real, las cosas aparecerían de otra forma y seríamos felices todos.

Muchas felicidades les deseo a todos los seres humanos que poblamos la tierra, no importa a que país, raza o credo pertenezcan, en éste Día de San Valentin o Día del Amor y la Amistad.

Return to the Frontpage