December 20, 2002

LA COLUMNA VERTEBRAL
El Soporte Informativo Para Millones de Hispanos

Si Bebes y Manejas, Pierdes

En esta época del año hay muchas ocasiones para celebrar y existe una tendencia de centrar esas fiestas alrededor del alcohol, lo que abre la puerta a manejar ebrio, que es ilegal. Tristemente, los choques automovilísticos son la principal causa de muerte entre hispanos del primero a los  44 años de edad. En el 2001 más de 17, 000  personas perdieron la vida  en este país y aproximadamente 275,000 resultaron lesionadas en choques automovilísticos relacionados con el consumo de alcohol. Por lo tanto, estar consciente de estas estadísticas es muy importante a la hora de planear las celebraciones de fin de año.

Con un alto número de personas que pretenden viajar conduciendo en las carreteras y en las calles, estas últimas semanas del año pueden constituir uno de los períodos más mortales que jamás se hayan visto en los registros de fatalidades causadas por conductores ebrios. Para proteger a nuestras familias durante estas fiestas y durante todo el año, la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA por sus siglas en ingles) está apoyando los esfuerzos de la policía local y estatal para proteger a los ciudadanos contra los conductores ebrios. Esto se llevará a cabo a través de la Movilización Nacional de la Campaña Si Bebes y Manejas Pierdes.

A partir del 20 de diciembre, hasta enero 5, 2003 la policía local y estatal estará patrullando las calles con mayor fuerza, estarán conduciendo puntos de revisión de sobriedad y patrullas de saturación en nuestras comunidades para arrestar a los criminales y castigarlos con toda la fuerza de la ley. No habrán advertencias; los violadores de la ley pueden perder su licencia, perder horas de trabajo, perder mucho dinero pagando altas multas y costos de corte o también verse tras las rejas debido a que han sido multados por estar ebrios repetidamente o por haber atropellado o matado a alguien al conducir bajo estado de ebriedad. Es más, todo esto podría tener consecuencias negativas en su estatus migratorio.

Una persona puede ser detenida y examinada por la policía así haya o no una sospecha razonable de que ha estado bebiendo. Cuando la persona es detenida se le hace un examen para determinar de manera médica el Contenido de Alcohol en la Sangre o (Blood Alcohol Content -BAC por sus siglas en ingles) el cual tendrá que estar POR DEBAJO de 0.08%. Esto significa que el BAC no puede estar al mismo nivel o por arriba de 0.08%. Esta comprobado que al estar en 0.08% BAC, el alcohol afecta las habilidades de manejo de todas las personas. Si usted se niega a tomar el examen de concentración de alcohol en la sangre, puede perder su licencia en ese momento y su carro será decomisado.

Usualmente las personas tienden a sobreestimar la cantidad de alcohol que se requieren para deteriorar su habilidad de conducir de manera segura. Si usted tiene dificultad estimando si ha bebido demasiado, no se arriesgue, la ebriedad empieza con el primer trago y conducir ebrio es ilegal. Si usted se siente un poco mareado, lo mas probable es que ya este bajo la influencia del alcohol y sus habilidades de conducir no serán buenas; si maneja  bajo ese estado, las autoridades pueden detenerlo o detenerla. El alcohol afecta su balance, su visión, le impide estar alerta y reduce su razonamiento, memoria, reflejos y coordinación.

Sus alternativas son: No se arriesgue, si planea manejar, no beba. Antes de salir a festejar, escoja a alguien que sea el conductor designado que  este sobrio. Si no planeó por adelantado, tome transporte publico, un taxi o llame a un amigo para que lo lleve a casa. Haga arreglos para quedarse a dormir en el lugar en donde esta celebrando.

No dejes que el alcohol ahogue tus fiestas. Obtén útiles recursos de información sobre las consecuencias de conducir bajo el estado de ebriedad, llamando gratis al 1-800-473-3003.

Return to the Frontpage