August 19, 2005

México del Norte
Por Jorge Mújica Murias

¡En Español Por Favor, Que Están en América!

Paul Rodríguez tiene montado un pequeño acto en que se sube a un elevador en Los Angeles con cuatro chinos que, obviamente, hablan en chino, y Rodríguez sospecha que hablan mal de él, hasta que furioso les demanda “¡hablar en español, porque están en América!”

El chiste es bueno, y refleja el hecho de que Estados Unidos es el segundo país del mundo con más hispano-parlantes, después de México. Pero hay gente a la que ésta cruza idiomática le pone los pelos de punta.

Las Bibliotecas Públicas de Denver, Colorado, están discutiendo si siete sucursales se “centran en el español”, con un programa de Idiomas y Aprendizaje, con mayor personal y material en este idioma en zonas de mayor población Latina.

A nosotros nos suena bien, pero no a Mauro Mújica (ningún parentesco ni siquiera remoto, así que esto no es pleito familiar), Director Ejecutivo de U.S. English, Inc., organización dedicada a hacer del inglés el idioma oficial en este país.

Dice Mauro que esto es un “rompimiento con la tradición americana”, que “van a desterrar los libros en inglés”, y que las bibliotecas van a “excluir intencionalmente, a los nacidos en Estados Unidos”.

Los Marcianos y sus Lenguas

Pero Mauro no nació en Estados Unidos. Es extranjero o “alien”, como nos dicen acá, chileno inmigrado en 1965, se hizo ciudadano en 1970. Dirige U.S. English desde 1993, cuando sucedió al ex Senator S.I. Hayakawa, hijo hawaiano de inmigrantes japoneses, fundador de U.S. English en 1983.

Se queja de que uno pueda “Tomar un examen de manejo en 20 lenguajes en Michigan, 23 en Nueva York, 25 en Massachussets y 33 en California”, y llama a Estados Unidos “La Nueva Babel, donde se hablan 329 idiomas”. Acusa a los “extremistas” de “impulsar una política multilingüe activa para el gobierno, atacando el gran factor unificador de la historia de la nación: el inglés”.

Las bibliotecas de Denver piensan que su programa está “al filo de la moda”, pero Mauro insiste en que es un error, porque “no podrá ayudar a los inmigrantes a volverse Americanos”.

Mújica habla inglés, español y francés, entiende italiano y está estudiando ruso, pero parece ignorar que aquí circulan 34 diarios, 265 semanarios y 352 revistas en español, sin incluir 153 bilingües, y hay 594 estaciones de radio que transmiten en este idioma. “Es el lenguaje”, dijo el ex presidente español José María Aznar, “que Bush habla cada día mejor”.

Marcianos con imprenta

Los idiomas extranjeros en este país no son nuevos, ni tampoco los periódicos escritos en “alien”. La prensa en español se publica desde 1808, y para 1917 había 1,325 periódicos “étnicos” en Estados Unidos, que según Hanno Hardt, profesor de la Escuela de Periodismo y Comunicación de Masas de la Universidad de Iowa, “ayudaron a los inmigrantes a adaptarse a la vida en Estados Unidos, a mantener su herencia sociocultural, enriquecieron el pensamiento americano y favorecieron la influencia de sus comunidades importando ideas de Europa en momentos donde había un miedo patológico a los extranjeros”.

Hardt califica a “los periódicos étnicos como elementos necesarios para la cultura americana”.

Los armenios publican Asbarez desde 1908, y se distribuye como inserción de Los Angeles Times. Los eslovacos tienen desde hace 90 años el Ameriska domovina/American Home, Amerikanski Slovenec, Glasilo Kranjsko slovenske katoliske jednote, y Glas (La Voz), gracias a los cuales comenzaron a participar políticamente en Estados Unidos hasta elegir regidores en Cleveland, Leadville, Rock Springs, y San Francisco, y congresistas y senadores federales.

Desde 1914 se publica el Gazette van Detroit en Flamenco, en Estados Unidos y Canadá. El International Daily News se publica en chino en Estados Unidos desde 1981 en Monterey Park, California, y junto a su competidor, el World Journal, circula en Chicago, Boston, Los Angeles, Nueva York, San Francisco, Houston, y Toronto y Vancouver en Canadá. Los chinos hace poco eligieron en Arizona a Wing F. Ong como Representante Estatal.

Y el anti-americano Partido Comunista de Estados Unidos publicó periódicos en alemán, ruso e italiano, y entre las dos Guerras Mundiales, y su periódico actual, el Obrero Semanal, es bilingüe inglés-español.

Dice el historiador Oscar Handlin que “los inmigrantes afectan la cultura que los recibe, las instituciones políticas, sociales y económicas”, y que han contribuido a la creación de una cultura “Americana”, pero “Igual que se trató a los indios y los negros”, hay una “falta de interés en las culturas minoritarias, y sin ellas no se puede entender la cultura Americana”.

Pero dice Mauro que en español no puede haber cultura.

Contacto Sr. Murias mexicodelnorte@yahoo.com.mx.

Return to the Frontpage