August 15, 2003

Guest Commentary

Terminator 187, La Rebelión de los Republitócratas

Por Jorge Mújica

“I will be back”, sentencia en su primera película el Terminator, androide todopoderoso enviado del futuro a exterminar la raza humana. Efectivamente, ha regresado dos veces, en Terminator II y en la infumable Terminator III, pero de pronto se pegó un brinco hasta la 187. En esta nueva superproducción, el Terminator quiere terminar, si no con todos los humanos, al menos con los ciudadanos de México del Norte.

En estas tierras raras, la ficción se mezcla con la realidad, o a la mejor la ficción se vuelve realidad. Arnold Schwarzenegger, el actor que hace de robot (¿o será el robot que hace de actor?), quiere volverse gobernador de Mexifornia, una nación binacional antes conocida como California.

En esta película, en vez de enfrentarse a otros robots que lo quieren destruir, Arnold se enfrenta a 192 candidatos (al momento de recibir esta nota) que también quieren hacerse gobernadores. Su destrucción, pues, estaría en las urnas electorales, no en los fusiles de plasma.

Pero tiene un poderoso aliado, su jefe de campaña es Pete Wilson, quien le dio el número a la nueva película. En el pasado, hace como 8 años, Wilson era gobernador y quiso hacerse presidente a costa de los inmigrantes. Siguiendo la vieja regla política de que al público hay que meterle miedo y después decirle quién tiene la culpa, Wilson acusó a los inmigrantes de tener al país en bancarrota porque usaban muchos servicios sociales. Su tema favorito de precampaña presidencial era la propuesta 187, que le quitaba esos servicios a los inmigrantes y si se distraían, les quitaba la nacionalidad estadounidense a sus hijos. Desde el futuro, Arnold lo ayudó en la campaña de la 187 con sus tipicamente balbuceantes declaraciones, su voto y una lana.

El pasado tuvo un final feliz, porque los inmigrantes ganaron. Pete Wilson perdió, y la 187 fue derrotada por un batallón de abogados y jueces. De hecho, los inmigrantes ganaron por partida doble, porque ante la amenaza de la 187 muchos se fueron a Chicago, capital de México del Norte, y la convirtieron en la segunda ciudad con más mexicanos al norte del Río Bravo.

Aliens y Terminator

Por cierto, el Terminator también es “Alien”, porque viene del país de los Australopitecos allá en Uropa, a un lado de los Urales. A nadie le extraña, porque en Mexifornia la mitad de los electores también son Aliens. Lo que extraña es que un Alien esté contra otros Aliens, pero la cosa se explica porque Arnold fue Rey de Belleza (o como se llamen ésos que se hacen bolas por todo el cuerpo a base de hormonas), y entonces le dieron visa de boleto, no como a los fundadores de México del Norte, que les costó harto llegar al país.

El caso es que el “I Will Be Back” vuelve otra vez y con ganas de revancha, y la nueva película deja de ser ciencia ficción y entra más bien en el género del terror. El robot-actor de apellido impronunciable es el candidato favorito para ganar la elección especial para gobernador de Mexifornia.

El estrellado (perdón, la estrella) de Terminator 187 tiene el apoyo del 42% de los posibles votantes según la mercadotecnia estadística de CNN, USA Today y Gallup. Su mayor enemigo, el Calichicano Cruz Bustamante, apenas cuenta con un 22% de los posibles votantes.

En el complicado complot de la película se acusa a un político Gris que llegó al gobierno gracias a los Aliens y no cumplió sus promesas. Algo que solo sucede en las películas, porque si pasara en la realidad George Bush ya no sería presidente. Gris le iba a dar licencias de manejo a los indocumentados y luego se le olvidó y así por el estilo. A la mitad de la película se descubre que todo es un complot de los Republitócratas, y el Terminator es su alternativa para quedarse con el Poder.

La trama se vuelve medio cómica cuando el Terminator y el Calichicano Cruz Bustamante participan en una lotería para ver qué número les toca en la boleta electoral, entre los 193 candidatos. Lástima que en el sorteo al Terminator no le toca el 187, porque entonces los latinos se hubieran acordado más de los antecedentes del candidato y su jefe de campaña, se les refrescaría la memoria y podrían hacer la diferencia a la hora de comprar boleto.

Rating: Si fuera por mí, yo nomás le levantaba un dedo y no la iba a ver, pero como es de esas nuevas películas interactivas, donde uno decide el curso de las cosas con su voto, si estuviera en Mexifornia

no me la perdería. Se estrena y se exhibirá un solo día en todo Mexifornia, en los 58 condados y 80 distritos electorales, el 7 de octubre.

Reparto: Arnold Schwarzenegger como el Alien que está en contra de los demás Aliens; Gray Davis como el político olvidadizo; Pete Wilson como el villano que regresa con la 187; Cruz Bustamante como el Calichicano que le entra al quite porque no le queda de otra; extras: 5 mil.

Jorge Mújica can be reached at México del Norte: mexicodelnorte@yahoo.com.mx

Letters to the Editor Return to the Frontpage