August 2 2002

Estudio Revela Tendencia al Suicidio Entre Adolescentes de las Minorías

ALAMEDA — Un sondeo realizado en secundarias del área de San Francisco reveló que muchos adolescentes han considerado suicidarse como vía de escape a las presiones típicas de esa edad. La mayoría de ellos son afroamericanos y latinos, según el especialista en desarrollo juvenil Charles Go, de Extensión Cooperativa de la Universidad de California en el condado de Alameda.

“Uno de cada cinco jóvenes reportó haberlo intentado”, indicó Go tras analizar datos arrojados por la encuesta realizada el año pasado entre alumnos del distrito escolar de Alameda.

El estudio es parte de esfuerzos colaborativos de especialistas de la Universidad de California, escuelas y agencias de servicio público para reducir la violencia y otros riesgos que afectan a los adolescentes, primordialmente en las comunidades de bajos recursos económicos. La encuesta solicitó respuestas de 1,500 estudiantes. Aproximadamente 150 respondieron a los cuestionarios.

Puesto que la tendencia al suicidio fue mayor entre adolescentes negros y latinos, Go urge que se dé mayor atención a los conflictos raciales en las escuelas, “especialmente en una sociedad cada vez más multiétnica, en California y en todo el país, donde las minorías ya no son minorías”.

“Este es un grave problema entre los adolescentes. Tenemos que colocar sicoterapeutas en las secundarias”, afirmó Go quien calificó el estudio como un abrir de ojos no sólo para el sistema escolar, sino también para los padres de familia para que se interesen más por el bienestar de los hijos.

Por su parte, los padres deben buscar maneras de estrechar las relaciones con sus hijos adolescentes, sobre todo dialogando acerca de los problemas que les afligen y deben aprovechar cualquier oportunidad para hacerlo. Pero el especialista aconseja hacerlo sin presionarlos y mostrándoles apoyo.

“Lo que los padres deben hacer es hacerles sentir a sus hijos que no están solos. Y eso significa relacionarse más con ellos”, explica Go. “Cuando llegan a casa, preguntarles cómo les fue en la escuela. Muchas veces ellos responden con un ‘Oh, me fue bien’. Bueno, entonces hay que preguntarles: ‘Y dime, ¿cómo estuvo eso?”

También aconseja aprovechar cualquier momento que se comparte en familia.

“Hay que pedirles que se sienten a la mesa. Eso es lo que solíamos hacer por muchos años; no sé si a esta generación se le ha olvidado. Pero hay que hablar con ellos a la hora de comer, juntos a la mesa. Este es un momento familiar muy valioso”.

O cuando los adolescentes van con sus padres en el automóvil.

“Yo creo que mucha gente no aprovecha este tiempo tan importante para conversar con los hijos”. De igual manera, los padres deben interesarse por conocer a los amigos y maestros de sus hijos porque, según Go, a menudo ellos pueden ser la mejor fuente para conocer lo que les preocupa.

Return to the Frontpage