September 19, 2008

LA COLUMNA VERTEBRAL
El Soporte Informativo Para Millones de Hispanos
Por Luisa Fernanda Montero

Celebrando la Dignidad Hispana

Además de celebrar nuestra riqueza cultural y nuestra diversidad, el Mes de la Herencia Hispana debe ser un espacio para la reflexión y un momento para analizar nuestro papel en esta sociedad.

El Mes Nacional de la Herencia Hispana que se celebra en Estados Unidos entre el 15 de septiembre y el 15 de octubre, reconoce y celebra los aportes de la comunidad hispana, desde lo social, lo económico y lo cultural y es una oportunidad que tenemos todos de reencontrarnos con nuestras raíces y reconocer las virtudes y los logros de quienes nos han antecedido.

Hoy por hoy son muchos los hispanos que sobresalen por sus logros en todos los campos, representando nuestra herencia con honor; políticos, empresarios, artistas y deportistas nos recuerdan que somos parte fundamental del mecanismo que hace que el país avance, a pesar de las adversidades.

Eso es grandioso, pero no podría ser si los millones de hispanos que viven, trabajan y cuidan de sus familias, no aportaran día tras día su cuota de trabajo, honradez y dignidad.

Si, debemos celebrar la herencia hispana, pero celebrar no es solo compartir los festejos y alabar a las celebridades, celebrar la herencia hispana es reflexionar sobre nuestros deberes y responsabilidades como miembros de una comunidad que sigue siendo víctima de discriminación, injusticia y racismo.

Mientras las redadas continúen y nuestras familias sigan sufriendo separaciones injustas gracias a un ineficiente sistema de inmigración no podemos bajar la bandera y limitarnos a celebrar.

Este tiempo en el que se reconocen nuestras riquezas debe ser también una oportunidad.

Si bien es cierto que nuestro aporte laboral es indispensable para el crecimiento de esta nación, también es cierto que debemos incrementar nuestra participación cívica y nuestro poder de decisión, más aun, cuando el país entero se debate en una de las elecciones presidenciales, más controvertidas, dinámicas y determinantes de su historia.

Sólo participando activamente en el proceso democrático podremos llegar algún día a celebrar un mes de la herencia hispana, en el que la familia latina sea realmente honrada y pueda celebrar unida y sin temor, la dignidad de todos sus aportes.

El voto es la única forma efectiva de reclamar los derechos que nos corresponden como trabajadores honrados, como madres y padres de familia entregados a sus responsabilidades, como formadores de futuro, como jóvenes capaces de triunfar en un país que no les niegue la oportunidad de educarse.

Es nuestro deber y nuestra responsabilidad, informarnos, decidir y votar; solo así podremos construir el futuro que nuestros hijos se merecen..

Amigo lector de La Columna Vertebral, para acceder a servicios médicos en su comunidad llame a La Línea de Ayuda de La Red Hispana al 1-800-473-3003.

Return to the Frontpage