November 21, 2008

Vislumbran cambios para Escondido

Olga Díaz es la primera mujer hispana elegida como regidora en 150 años de historia de esa controversial ciudad del Norte del Condado

Por América Barceló Feldman

Escondido - Tal como lo dicta el viejo refran ‘el que percevera alcanza’, que hoy bien se puede aplicar a Olga Díaz, una joven mujer de negocios quien hace dos años no logró obtener los suficientes votos para ganar el puesto al cabidlo de Escondido, pero que el pasado 4 de noviembre cambio la historia de esa comunidad.

Diaz trabajó duro por dos años para llegar esta meta, y sin duda su triunfo representan el comienzo de una nueva era, y quizá el inicio de una tranformación para esa controverstida localidad.

En esta última elección, los residents de Escondido expresó su voto otorgándole a Díaz 16 mil votos más que su oponente, Ed Gallo, quien se vio desplazado después de haber servido cuatro terminos como concejal de esa entidad.

“Yo traigo nuevas ideas para hacer cambios, y eso es lo que está haciendo falta en esta localidad, simplemente los residentes ya estamos cansados de que no se hagan las cosas que se deben de hacer, y quieren terminar con el derroche de dinero”, explicó Diaz.

Con su triunfo Olga Diaz se vislumbra un nuevo futuro , ya que se convirtió en la esperanza para los habitantes hispanos de esa entidad, quienes los últimos dos años se han visto hostigados por el gobierno local, especialmente por tres miembros de ese cabildo que se empeñaron en crear enmiendas al código municipal contra la población migrante.

“Lo único que lograron es que la gente se enojara y dividiera, además de gastar millones de dólares que ahora estamos necesitando en nuestras comunidad, por más de dos años trabaje duro, para que la gente escuchará mis propuestas, y ahora si confiaron en mi”, narró la entrevistada.

La nueva concejal electa es la primera mujer hispana, bilingue que ocupara ese puesto en los 150 años de historia de ciudad. De acuerdo a Diaz, aunque en anteriores hubo un concejal con decendencia hispana, pero que no hablaba español ni estaba relacionado con la cultura latina.

“Yo represento la voz de miles de residentes que antes se sintieron aislados, relegados y perseguidos, ahora yo estoy aquí para representarlos y escucharlos, yo hablo su idioma, entiendo su cultura, costumbres y necesidades. Yo quiero que se sientan identificados conmigo, y que se sientan bienvenidos en la comunidad donde viven”, añadió.

Esta sin duda es una de las mayors ventajas que traera la nueva concejal tan pronto llega a su puesto de trabajo, pues sera la única regidora de Escondido que podrá comunicarse con todos los residents del municipio, principalmente con el 45 por ciento de la población que es de origen latino.

De acuerdo a la regidora electa su entrada al cabildo rompe con el problema de gasto inutil de tiempo, dinero y esfuerzos por el intento de tratar de aprobar leyes municipales en temas relacionados con la inmigración.

“Antes eran tres los regidores que se unieron para pasar ese tipo de leyes, que no son de ámbito municipal sino federal, así ahora será muy difícil que sean aprobadas sus propuestas, seremos dos contra tres, pues la alcaldesa y el regidor Daniels nunca han estado de acuerdo con ellos”, enfatizó enérgica.

AYUDA COMUNITARIA

La idea de convertirse en concejal surgió en Díaz cuando el cabildo de esa ciudad comenzó a gatsra tiempo y dinero creando enmiendas que afectaban la comunidad hispana y las finanzas de la localidad.

Como dueña de negocios no estaba de acuerdo con el derroche de dinero con que se manejaba el gobienro local, pore so decidió lanzarse a buscar ese puesto público.

“Esto es un reto para mi, es una manera de aprender como se maneja el gobierno, pero también para tratra de ayudar a quienes lo necesitan y de contribuir con la comunidad donde vivo”, dijo Díaz.

Díaz es originaria de Salinas California, hija de padres originarios de Jalisco, México, en su ninez enfrentó las mismas dificultades de todas las familias migrantes hispanas en este país, comenzando con su priemra barrera del idioma, pues en su casa sus padres solo les hablaban en español.

Viniendo de una familia que tuvo muchos obstáculos Díaz aprendió a ayudar a otros, por eso decidió entrar en esta nueva carrera política.

“Mi papá bromea conmigo, dice que entre a la elección porque me gusta el chisme, pero la verdad a mi me gusta ayudar a otros, y siendo parte del gobienro podré hacer algo por los necesitados’, comentó.

SU FUTURO

Díaz espera que su entrada al cabildo sea para beneficio de esa entidad, ya que está dispuesta a trabajar duro para resolver los problemas prioritarios de la ciudad y no defrauder a quienes confian en ella.

De acuerdo a la regidora electa una de las prioridades son las finanzas de la ciudad que están atravezando por una fuerte crisis.

Asimismo espera colaborar con la creación de porgramas educativos para combatir drogas, pandillas y delincuencia y contare con más servicios, policía y bomberos.

“Pondré todo mi esfuerzo por tener una ciudad limpia, segura y productiva para beneficio de todos los que vivimos en Escondido”, puntualizó. Díaz.

Return to the Frontpage