November 7, 2008

Clavadistas de SDSU Se Ponen a Prueba en el CAR

TIJUANA, BAJA CALIFORNIA — Integrantes de la selección de clavados de la Universidad Estatal de San Diego realizaron su primer entrenamiento en las instalaciones del Complejo Acuático en el Centro de Alto Rendimiento.

La práctica sirvió de reconocimiento para las clavadistas, Amy Freeburg y Alexandra Barstadt, quienes son instruidas por Jim Wynne, entrenador del plantel californiano que ha colaborado en calidad de voluntario con el programa de talentos del Instituto del Deporte y la Cultura Física de Baja California en esta disciplina.

La práctica fue calificada como provechosa por Wynne y sus pupilas, quienes realizaron algunas rutinas principalmente en los trampolines de uno y tres metros. Para Barstadt conocer y entrenar en el CAR fue una experiencia favorable, luego de haber formado parte del equipo de la Universidad de Minnesota, de donde emigró posteriormente a California.


Amy Freeburg y Alexandra Barstadt clavadistas de SDSU disfrutan un momento de descanso.

“Mucho me habían hablado de estas instalaciones, en especial nuestro entrenador en San Diego, me gustó mucho por que cuentan con todos los implementos necesarios para la práctica y desarrollo de este deporte”, dijo la clavadista que con los Gophers de la Universidad de Minnesota fue campeona dentro de la Conferencia Big Ten este año.

Sin embargo, y en espera de contar con un abanico formativo más extenso, decidió mudarse a California. “Generalmente tenemos la desventaja del clima en Minnesota, no puedes entrenar todo el año en albercas descubiertas y tienes que trasladarte a un lugar techado, o donde la temperatura no sea tan baja”, recordó.

“Yo buscaba estar en un lugar donde realmente pudiera desarrollarme y entrenar todo el año de manera contínua”, agregó. “San Diego es una buena opción y las oportunidades de practicar de este lado de la frontera también pueden ser favorables, por que veo que tienen una muy buena instalación”.

Barstadt había practicado anteriormente la gimnasia, deporte que influyó para decidirse a hacer la transición a los saltos ornamentales, especializada en los trampolines, aunque como parte de los Gophers de Minnesota se ubicó como la tercera mejor clavadista en plataforma por puntos acumulados.

“Vengo de una familia de deportistas y también que tiene mucho que ver con el agua”, recordó. “Mi papá compitió en el polo acuático como universitario y mi mamá en el atletismo. Ellos se conocieron en la universidad donde estuve primero (Minnesota), aunque ahora me transferí a San Diego para obtener mi título como Bióloga, pero sin dejar de practicar mi deporte, ahora como parte de los Aztecas”.

La visita al CAR también fue provechosa para Amy Freeberg, quien se encuentra en su año de “Junior” ha tenido experiencia inclusive como entrenadora para programas de categorías inferiores en el Centro Acuático del Rose Bowl de Pasadena, ciudad de la que ella es originaria.

Ambas entrenaron con la burbuja a fin de perfeccionar sus saltos y prepararse para la siguiente fase en la que participarán representando al campus sandieguino que recientemente vio acción dentro del “quad -meet” de la Conferencia de la Montaña Oeste, y del que fueron sede al recibir a las universidades de Colorado State y Nuevo México, al igual que la academia de la Fuerza Aérea.

Return to the Frontpage