January 18, 2008

Victorias de los Chargers, ganancias para “piratas”

Por Luis Alonso Pérez

El liderazgo que han demostrado los Chargers a lo largo de esta temporada y la racha victoriosa que ha mantenido han alimentado las esperanzas de la afición de contender por el Super Tazón.

Pero cada triunfo también alimenta la avidez de sus seguidores por comprar mercancía de su equipo local, aunque en ocasiones se trate de productos de imitación a un menor costo que los productos oficiales.

Tijuana, la ciudad fronteriza mas transitada del mundo, es un punto ideal para la compra de mercancía “pirata”, en particular en los puntos turísticos como la Avenida Revolución o la garita de San Ysidro, donde miles de automovilistas que en ocasiones esperan horas para cruzar hacia Estados Unidos se vuelven un mercado cautivo.

Aquí, entre posters, piezas de yeso y cobijas tradicionales se ofertan productos de equipos profesionales de fútbol, béisbol y futbol americano, como gorras, ponchos, cobijas y cascos de cerámica.

Algunos de los productos son originales, pero la mayoría son de imitación, provenientes de China y distribuidos al resto del país a través de puertos como el de Manzanillo y Vallarta; o provenientes de estados como Tlaxcala y Aguascalientes, ambas con industrias textiles de gran importancia.

“A una cobija original que cuesta 65 dólares casi no le sacamos nada de ganancia, en cambio las que no son originales que damos a 40 dólares casi nos dejan 22 dólares de ganancia”, explica Abraham Aragón, un joven vendedor de la garita de San Ysidro.

Un informe publicado recientemente por la Comisión Europea reveló que México es el tercer país en el mundo con mayor venta de mercancía pirata, sólo superado por China y Rusia.

Se cree también que casi 60% de los productos de ropa y textiles vendidos en México son imitación, lo que resulta en pérdidas millonarias para las ligas deportivas profesionales como la NFL y MLB, así como marcas como Prada, Channel y Harley-Davison.

México es el segundo país con más fanáticos de la NFL, sólo superado por Estados Unidos, por lo que los representantes de la NFL en México están cada vez más alarmados y buscan proteger los intereses de sus compradores, quienes en el 2006 tuvieron ganancias de alrededor de 18 millones de dólares en ventas de sus productos registrados.

Como una de sus estrategias para lidiar contra la piratería, la NFL ha lanzado productos con hologramas y candados de seguridad. Pero esto no ha impedido que los fabricantes de productos “piratas” los reproduzcan al punto en el que no sea posible notar la diferencia.

Uno de los principales retos para los propietarios de marcas registradas es que las leyes vigentes en México establecen que la piratería no es un crimen que se persigue de oficio, por lo que es necesaria una denuncia de los dueños de una marca para que las autoridades actúen.

En Baja California sólo la marca Harley-Davison y WWE (World Wresling Enterteinment) han realizado denuncias en contra de la piratería de sus productos, lo que ha resultado en operativos donde se han decomisado hasta mil productos piratas.

Actualmente hay una iniciativa en el congreso para perseguir la piratería de oficio, pero mientras tanto los vendedores de la línea están tranquilos.

Un vendedor que pidió permanecer en el anonimato ex-plicó que a la mayoría de sus clientes no les importa si se trata de un producto original o una imitación.

“Si les doy a elegir entre las camisetas originales a 40 dólares y las piratas a 25, se llevan 3 de a 25 y se lucen regalando a los parientes, ni siquiera ven la diferencia”, aseguró Sergio, “¿Si a ellos no les importa por qué nos va a importar a nosotros?”.

Return to the Frontpage