February 23, 2007

Autoridades evalúan Operativo Tijuana

Por Luis Alonso Pérez

El martes 2 de enero dio inicio el Operativo Tijuana, una estrategia de combate al crimen organizado por medio del envío de mas de 3 mil agentes federales y el despliegue de las fuerzas militares en las principales zonas urbanas del Estado.

Su objetivo principal: inhibir los delitos de alto impacto y recobrar el sentimiento de orden y seguridad en las calles de la ciudad fronteriza.

A más de 50 días transcurridos desde el arranque del operativo, autoridades policíacas presentaron una evaluación de sus resultados ante los integrantes del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública, un organismo ciudadano conformado por líderes empresariales y comunitarios que contribuyen al desarrollo de políticas públicas.

El General Antonio Guzmán Cueto, Comisario de la Policía Federal Preventiva en Baja California aseguró que las actividades policíacas del Operativo Tijuana continuaran de forma indefinida hasta que las autoridades locales sean capaces de contener la delincuencia organizada.

El Secretario de Seguridad Pública del Estado, Víctor de la Garza, informó que durante el operativo ha disminuido el índice delictivo en un 31 por ciento y se han detenido a 279 personas por delitos del fuero federal.

De la Garza atribuyo los resultados a un cambio de dinámica en la operación conjunta entre las diversas corporaciones policíacas, que permite un trabajo de investigación y detección de oficiales de los tres niveles de gobierno coludidos con el crimen organizado.

El Consejo Ciudadano de Seguridad Pública, a través de su Consejero Presidente Alberto Capella Ibarra, se mostró complacido por el descenso en el índice delictivo, ya que durante los dos primeros meses del 2006 se reportaron 22 secuestros en Baja California, mientras que este año han ocurrido 7.

Sin embargo Capella consideró que en términos generales no puede sentirse satisfecho con el operativo, pero acepto que hay confianza y expectativa de que las cosas puedan cambiar.

A su vez, los integrantes lamentan el hermetismo de las autoridades respecto a sus tareas de inteligencia e investigación realizadas durante el operativo y continúan esperando una respuesta.

“Nosotros estamos esper-ando a que tarde o temprano se nos pueda contestar que es lo que ha pasado con la gran cantidad de secuestros tan graves que se dieron el año pasado” expresó Capella, quien consideró de suma importancia el establecimiento e institucionalización de la participación ciudadana, en particular del sector empresarial, el cual considera que debe actuar como vínculo e interlocutor entre los gobiernos y la ciudadanía.

Durante la reunión fue anunciada la implementación de un programa que permite a los ciudadanos fungir como ob-servadores del trato de los agentes policíacos hacia los turistas extranjeros.

Con el objetivo de revertir la mala imagen que tiene el turismo extranjero de las corporaciones policíacas a causa de la corrupción, y permitir que la ciudadanía vigile sus actividades, será puesto en marcha el Programa Filadelfia, el cual consiste en capacitar a ciudadanos para fungir como observadores de los derechos de los turistas.

La labor de los voluntarios consistirá en vigilar durante sus actividades cotidianas a policías que inspeccionen a turistas, acercarse a entregar un tríptico informativo sobre sus derechos y ser testigos de la forma en la que los agentes se conducen con los extranjeros.

Alberto Capella, informó que la primera jornada de capacitación se realizara el primero de marzo.

Por su parte, Luis Javier Algorri, Secretario de Seguridad Pública de Tijuana, mostró su aprobación a Los objetivos y la metodología de esta cam-pana y expreso su apoyo a las labores de los observadores voluntarios.

Return to the Frontpage