May 26, 2006

Últimos días de la exposición “Rebozos de México: Tejidos de identidad” en CECUT

Por: Luis Alonso Pérez

“El rebozo mexicano se puede considerar como la prenda que define y unifica toda la diversidad de indumentaria de las mujeres mexicanas a lo largo de su historia” expresó Octavio Murillo Álvarez, curador de la exposición “Rebozos de México: Tejidos de identidad”, actualmente en exhibi-ción en la Sala de Exposiciones Temáticas del Centro Cultural Tijuana.

A través de esta colección de prendas, los visitantes podrán apreciar las diversas manifestaciones culturales de los textiles de los pueblos indígenas y mestizos de México, así como su evolución durante las transformaciones sociales, económicas y políticas del país, desde el periodo prehispánico, hasta el siglo XXI, que la han hecho evolucionar desde los antiguos tápalos, tilmas, y gabanes hasta los rebozos modernos.

“México cuenta con una tradición textil prehispánica de elaboración de rebozos de más de tres mil años y una tradición colonial de mas de 500 años” comentó Octavio Murillo Álvarez. “Actualmente existen una gran variedad de técnicas para elaborar rebozos, desde las tradiciones indígenas de tejido a mano –la manera más depurada y fina– hasta las más burdas, elaboradas en telares industriales”

“En esta exposición el espectador podrá hacer un recorrido a través de la historia y percibir que mas allá de una tela con flecos, el rebozo es una prenda que tiene una función tan variada, como para cargar, para taparse, adornarse, etc.” declaró Murillo Álvarez “Va a conocer desde un punto de vista histórico las evoluciones formales y estilísticas a través de los siglos”.

Gracias a la gran variedad de estilos, diseños, materiales y usos, el rebozo ha llegado a adquirir diferentes formas que varían dependiendo el nivel social de las mujeres, pero se encuentra presente en casi todos los pueblos indígenas desde Baja California hasta Quintana Roo.

Rebozos de México está conformado en su mayoría por piezas del acervo de arte indígena de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI) y contiene piezas de grupos Tsotziles de Chiapas, Mixtecos y Zapotecos de Oaxaca, Mayos de Sinaloa, Purépechas de Michoacán, así como rebozos mestizos de Puebla, Estado de México, San Luis Potosí, Morelos, por mencionar algunos. Además incluye una colección de libros y telares originales y replicas en miniatura.

El objetivo de la exposición, según Murillo Álvarez es “mostrar al rebozo desde una perspectiva etnohistórica, en donde se presente la funcionalidad de la prenda para explicar el origen y la evolución del rebozo a lo largo de la historia, tomándolo como una prenda única que define por excelencia la indumentaria femenina mexicana de todos los estratos sociales y toda la diversidad social”.

“En términos museológicos, esta exposición es bastante novedosa” comentó el curador. “En el sentido de que el rebozo siempre se había estudiado y planteado como un producto estrictamente colonial, nunca se le había abordado desde la funciones de las mantas, ayates o tápalos de algodón o de ixtle que hacían los pobladores pre-hispánicos”.

La exposición fue inaugurada a mediados del 2005 en el museo de culturas populares de la CDI y estuvo en Mexicali de agosto a diciembre. Para esta colección de prendas, este será el último fin de semana que pase en exhibición, ya que los rebozos tienen que guardarse. De acuerdo con el curador Octavio Murillo Álvarez –quien es restaurador de profesión.

La exposición estará abierta al público hasta el domingo 28 de mayo de 10:00 a.m a 7:40 p.m. y su costo es de 10 pesos adultos y 5 pesos niños. Para mayor información comuníquese al 011 52 (664) 6879642, o en su sitio de internet www.cecut.gob.mx

Return to the Frontpage